Aumentan los costos de la deuda griega

Dudas sobre la capacidad de Atenas de reprogramar su rescate financiero ocasionan volatilidad.
El primer ministro Alexis Tsipras.
El primer ministro Alexis Tsipras. (Alexander Zemlianichenko/Reuters)

Los costos de endeudamiento de Grecia aumentaron con fuerza y el principal índice bursátil de Atenas pasó por una racha volátil por la nueva preocupación sobre la capacidad del gobierno para reprogramar los pagos de su rescate financiero.

Financial Times informó ayer que funcionarios griegos tuvieron un acercamiento informal con el Fondo Monetario Internacional para retrasar los pagos de los préstamos y la respuesta fue que no es posible una reprogramación. El organismo debe recibir mil millones de euros en dos pagos en mayo.

El rendimiento de los bonos con vencimiento en 2017 llegó a su nivel más alto desde que se emitió por primera vez en 2014, con un aumento de cerca de 4 puntos porcentuales, para llegar a 27.9 por ciento. Mientras tanto, el rendimiento a 10 años subió 123 puntos base, a 12.9 por ciento.

El índice bursátil Athens General cayó hasta 0.6 por ciento, para ubicarse en 739.23 puntos, y los bancos lideraron las pérdidas, con caídas en las ganancias interdiarias que se vieron antes de que se publicara por primera vez el informe. Después se recuperaron, para operar con una caída de 0.4 por ciento en el día.

El informe avivó la preocupación sobre la capacidad del gobierno griego para navegar con éxito durante las negociaciones con sus acreedores y desbloquear el siguiente tramo del rescate financiero que se necesita para mantener con fondos al sistema bancario.

Alexis Tsipras, el primer ministro griego, se reunirá el 24 de abril en Riga con los ministros de finanzas de toda la eurozona con el objetivo de discutir las reformas que propuso como parte del intento de su gobierno para desbloquear los fondos y cumplir con su mandato de antiausteridad.

"Hay un progreso lento en las negociaciones en torno a que se realice el segundo programa financiero para Grecia, que se espera acuerden a finales de abril", dijo Françoise Cabau, de Barclays.

"La mayor incertidumbre continúa impulsando la salida de depósitos, lo que crea los problemas de solvencia de los bancos, limita los ingresos fiscales (y) obstaculiza la perspectiva de crecimiento de 2015".

Las acciones de los bancos tuvieron pérdidas notables en Atenas: Piraeus Bank cayó 4.8 por ciento, para llegar a 0.257 euros; Eurobank Ergasias perdió 5.5 por ciento, a 0.8 euros, y Alpha Bank descendió 1.2 por ciento, al ubicarse en 0.223 euros.

Chris Williamson, jefe economista de Markit, dijo: "A la capacidad de pago de la deuda de Grecia le afecta una renovada recesión en la economía".

"No solo es un factor de demanda doméstica el que debilita a Grecia. De hecho, hay señales de que los consumidores cambian las importaciones para adquirir bienes de producción nacional. Lo más preocupante es la desaceleración de las exportaciones. Una encuesta del índice de gerentes de compras mostró que las exportaciones de bienes cayeron a su mayor ritmo desde mediados de 2013, a pesar de la creciente reducción del valor del euro".

A medida que los inversionistas presionaron los costos de endeudamiento de Grecia a niveles elevados, el atractivo del refugio de la deuda soberana de Alemania ayudó a que los rendimientos a 10 años llegaran a un nuevo mínimo histórico, que se acercan a 0 por ciento, bajó dos puntos base más para llegar a 0.09 por ciento.