Subway, envuelta en escándalos en China

La marca investiga si sus empleados en Pekín alteraron las fechas de caducidad de sus productos.
Sucursal del conglomerado en la nación asiática.
Sucursal del conglomerado en la nación asiática. (Shutterstock)

Shanghái

Subway se convirtió en la más reciente marca de comida rápida extranjera involucrada en un escándalo de seguridad de alimentos en China, después de que la cadena de tiendas de sándwiches estadunidense dijo que investiga las afirmaciones de los medios locales de que los trabajadores de una franquicia en Pekín alteraron las fechas de caducidad de los ingredientes.

Subway, que se comercializa en China y en el extranjero como una alternativa saludable para la comida rápida tradicional, se une a McDonald's y KFC en cuestionamientos a la reputación de su marca en China, debido a acusaciones de que el personal de los proveedores o la franquicia utilizaron alimentos con una fecha de caducidad expirada.

Los medios chinos dijeron que una franquicia de Subway de Pekín cambió las fechas de producción y caducidad de carnes, bebidas y vegetales para extender su uso. En su página web china, Subway dijo: "Hicieron de nuestro conocimiento esas afirmaciones y las estamos investigando. Esto no es representativo de los conscientes propietarios de Subway y de los artistas de sándwiches del sistema Subway. Investigaremos y haremos cumplir nuestros estrictos procesos operativos".

La empresa, que cuenta con 489 franquicias en China, dijo que no encontró violaciones en una inspección sorpresa de la tienda después de que el viernes pasado surgieron informes en los medios. Subway dijo que ha interrogado a la franquicia afectada y que al personal y a las otras franquicias se les ordenó inspeccionar sus operaciones.

Las marcas extranjeras de comida disfrutan desde hace mucho tiempo de una mejor reputación en China que muchas marcas locales, que a menudo enfrentan algunas problemas serios de calidad de alimentos, como el escándalo de leche infantil contaminada de 2008 que mató a seis bebés y provocó que miles se enfermaran.

Los medios estatales informaron ayer que ocho funcionarios del gobierno en la provincia de Jiangxi, en el este de China, perdieron su trabajo después de una acción contra una operación de comercio ilegal de cerdos enfermos en una zona que es una de las regiones con mayor producción de cerdo en China.

Información adicional de Zhang Yan y Abril Ma.