Amazon y VMware se alían para hacer nube más cercana

Buscan que su servicio sea más compatible con las plataformas tecnológicas de información tradicionales de las empresas.
Amazon.
Las compañías en proceso de realinearse con la nueva herramienta. (Mike Segar/Reuters)

San Francisco

Para que su avanzado servicio de computación en la nube sea más compatible con los procesos tradicionales de la tecnología de información de las empresas, Amazon anunció su alianza con la compañía de software de centro de datos VMware, diseñada para reducir la distancia entre los dos ámbitos.

El acuerdo es la última señal de cómo la industria de tecnología de información se realinea en torno a la nube, ya que las empresas compiten por una posición en un mundo donde una mayor carga de trabajo de informática básica se realiza por un puñado de empresas con gran infraestructura, como Amazon Web Services (AWS).

También destaca la creciente importancia de las “nubes híbridas” —los convenios donde las empresas comparten la informática entre sus propios centros de datos— y las llamadas nubes públicas, como las que manejan Amazon y Microsoft.

La mayoría de empresas de tecnología de información establecidas, que enfrentan la disrupción de las compañías que están exclusivamente en la nube, como Amazon, pusieron sus esperanzas en estos acuerdos híbridos, con los que disminuyen el ritmo al que sus clientes se alejan por completo de sus actuales instalaciones de informática.

Grandes compañías y gobiernos  utilizan ampliamente el software de VMware para aumentar la eficiencia de sus propios centros de datos. Bajo la alianza que se anunció el jueves, la misma VMware operará la nube de AWS, lo que de manera efectiva le facilitará a los consumidores aprovechar la nube de Amazon para manejar las tareas de informática que antes se realizaban externamente.

Andy Jassy, jefe de AWS, dijo que eso reducirá la fricción a la que se enfrentan los clientes cuando tratan de mover más carga de trabajo de computación a la nube. “Quieren aprovechar la inversión que hicieron en las herramientas y el software que tienen en sus propios centros de datos y usarlos en AWS también”.

Facilitar el aprovechamiento de AWS puede acelerar el cambio de las aplicaciones corporativas actuales a la nube, dijo Lydia Leong, analista de Gartner. “Las empresas adoptaron la nube pública, pero lo hicieron principalmente para sus estrategias digitales”, dijo, y agregó que la alianza con VMware se aplicaría en lugar de “la mayor parte de la carga de trabajo habitual”.

La alianza también muestra cómo las empresas de tecnología que fueron feroces rivales ahora tienen que ceder, ya que los grandes clientes comienzan el proceso gradual de moverse hacia la nube mientras aún protegen la reducción de los costos en sus instalaciones actuales. El nuevo servicio lo venderá VMware, y AWS actuará solo como el proveedor “back end” (del servidor y la interfaz) de la infraestructura de la nube.

“Para AWS representa una interesante solución provisional para los clientes que buscan trasladarse a la nube”, dijo Leong.

Jassy dijo que si bien solo ofrecerán la infraestructura informática para respaldar el servicio, aún representa una gran oportunidad para AWS. “Ese negocio con el tiempo será de billones de dólares”, dijo sobre el mercado de infraestructura de la nube, con “un pequeño puñado de empresa” que lo dominen.

VMware anunció una alianza similar a principios de año con IBM, que también cuenta con un servicio público de nube. Pero en una señal del liderazgo de AWS en el mercado, la compañía de software dijo que la unidad de Amazon ahora representa su “principal” alianza en la nube.

IBM respondió que “está claro a quién prefieren”.