• Regístrate
Estás leyendo: Ni la muerte le impidió jugarle la mejor broma a su esposo
Comparte esta noticia
Lunes , 12.11.2018 / 20:46 Hoy

Ni la muerte le impidió jugarle la mejor broma a su esposo

Antes de morir, una mujer le pidió a su marido que regara las plantas del baño con precisión de relojero y mucho tiempo después se dio cuenta de la hilarante farsa.

Publicidad
Publicidad

¿Qué sentido tiene el amor si no hay compromiso genuino? La historia de este hombre es para llorar... o para reír. O ambas.

Antonia Nicol, una bombera de Londres, contó en un tuit que antes de morir, su madre le dio a Nigel Fitton —su padre— "instrucciones estrictas de regar las plantas del baño". Bah, tarea fácil.

TE RECOMENDAMOS: Pareja que violaba a su hija de 13 años: "Mejor nosotros que un maniático"

Por mucho tiempo, Nigel regó las plantas "religiosamente y las mantuvo vivas", sigue el tuit de Antonia. "Lucían tan increíbles, que él decidió llevarlas a su nueva casa, ¡y descubrió que eran de plástico!".

Cuandó se enteró, dice, Antonia pudo oír la risa de su madre entre dientes.


"No entraba demasiada luz al baño, de modo que mi mamá había reemplazado las plantas con unas falsas. Ninguno de nosotros lo sabía", escribió después. "Todos creímos que fue divertidísimo, especialmente mi papá, que estaba impresionado de no haber matado las plantas".

En varios comentarios de Facebook, Nicol contó que sus padres se conocieron a los 16 años y que habían estado juntos desde entonces, hasta que su madre murió de cáncer.

"Eran mejores amigos. Trabajaron juntos, viajaron juntos y nunca se separaron", escribió.



En otro post, Antonia relató una anécdota conmovedora:

Cuando su madre comenzó a perder el pelo, Nigel gastó mucho dinero en una peluca que luciera tan real como fuera posible. Un día, en la playa, el viento se llevó la peluca y Nigel la persiguió por todos lados. Al volver la encontró riendo a carcajadas por ver aquella persecución.

Después de eso, escribió Nicol, jamás se preocupó por volver a usarla.

También contó cómo, tras leer la historia, una famosa florería de Londres le envió varias plantas (reales) como regalo y agradecimiento por el sentido del humor de su madre.

ASS

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.