• Regístrate
Estás leyendo: Cirugía de corazón impedirá al padre de Meghan ir a la boda
Comparte esta noticia

Cirugía de corazón impedirá al padre de Meghan ir a la boda

Luego de decir que sí iría para horas después cancelar su asistencia, se dio a conocer que Thomas Markle será sometido a cirugía tras el infarto que sufrió en los últimos días.
Publicidad
Publicidad

En un ida y vuelta sin fin, Thomas Markle, el padre de la novia del príncipe Harry, Meghan Markle, le dijo hoy al sitio de noticias del espectáculo TMZ que no podrá asistir a la boda de su hija debido a que debe someterse a una cirugía de corazón.

Según el padre de la novia, será sometido a la operación este miércoles por la mañana. "Ellos (los médicos) entrarán y despejarán obstrucciones, repararán daños y pondrán un stent donde sea necesario", reportó el sitio.

Las posibilidades de que Thomas Markle, de 73 años, asistiera a la boda se vieron opacadas después de que sufriera un infarto la semana pasada y experimentara dolor de pecho el lunes, indicó TMZ.

El padre de la novia había dicho hoy previamente que sí podría asistir a la boda luego de haber afirmado anteriormente que no asistiría. Al parecer, según TMZ, Markle había señalado que sólo asistiría si estaba en buenas condiciones de salud y su médico se lo permitía, algo que parece ahora poco probable.

"Odio la idea de perderme uno de los más grandes momentos de la historia y no llevar a mi hija al altar", había dicho el padre de Meghan en declaraciones a TMZ.

Los preparativos para la boda real del año entre el príncipe Harry y Meghan Markle sufrieron un auténtico terremoto al conocerse el lunes en un primer momento que el padre de la novia no asistiría al enlace.

Thomas Markle había declarado al portal estadunidense que la cancelación tan cerca de la fecha de la boda se debía a que no quería incomodar a su hija ni a la familia real después de que se difundieran informaciones según las cuales pactó fotos suyas con pararazzi.

Harry, de 33 años, y Meghan, de 36, se casarán el sábado en la Capilla de Saint George del castillo de Windsor. Los medios especulaban hoy sobre quién llevará a la novia hasta el altar si no está su padre y apostaban por alguien de la familia real o por la madre de Meghan, Doria Ragland, de 61 años, con quien la joven se entiende muy bien.

Sus padres se divorciaron cuando la actriz tenía sólo seis años y Meghan creció junto a su madre, que es trabajadora social y profesora de yoga. Una tercera opción es que Meghan camine sola hasta el altar. El Palacio de Kensington no quizo hacer comentarios al respecto.


mrf



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.