• Regístrate
Estás leyendo: Balenciaga hace de los crocs un artículo de moda y lujo
Comparte esta noticia

Balenciaga hace de los crocs un artículo de moda y lujo

La marca francesa retomó uno de los modelos más polémicos para darle un nuevo significado lleno de lujo y exclusividad. Los zapatos fueron presentados en la Semana de la Moda de París. 

Publicidad
Publicidad

Sin duda, una de las prendas más polémicas del mundo de la moda es ese par de sandalias hechas de una material parecido al plástico y con hoyos para permitir la ventilación de los pies llamadas crocs.

Estos zapatos, que fueron ideados para aquellos que suelen pasar gran parte de su tiempo a bordo de un barco, pronto fueron adoptados por doctores, chefs, amas de casa o personas que pasan mucho tiempo de pie o simplemente quieren un calzado cómodo.

TE RECOMENDAMOS: Vuelve la moda del siglo XVI: tacones para hombres

Su diseño particularmente tosco y su confort hicieron que pronto estas sandalias se convirtieran en los zapatos más amados u odiados. Hasta ahora, que se convertirán en el objeto de deseo de las amantes de la moda.

La casa de modas francesa, Balenciaga presentó en su más reciente colección de primavera/verano, un par de crocs con una plataforma de 10 centímetros. Su nombre: The Foam.


Hechos en colaboración con la marca de estos zapatos de descanso, Balenciaga pondrá a la venta a través de su página de internet un número limitado de estos zapatos que, además, están adornados con pines de la marca francesa.

Pese a que no se ha dado a conocer el precio que tendrán, seguramente su costo será mucho mayor a los más de 700 pesos que cuestan en México.

¿Son un artículo de lujo?

Demna Gvasalia, el director creativo de Balenciaga, se ha caracterizado por retomar artículos de la vida cotidiana como bolsas de mercado o de tiendas departamentales, para darles un nuevo significado y convertirlas en un artículo de lujo.

Estos zapatos, particularmente, hacen referencia al chopín, un zapato usado entre los siglos XV y XVII con una suela que agregaba altura y así se evitaba que los vestidos de las mujeres se ensuciaran.


El chopín, que se convertiría en el sucesor de los tacones, era usado sólo por la nobleza, por lo que era un artículo que además de proteger los vestidos de seda, era un símbolo de estatus social, tal y como sucede con estos crocs de Balenciaga, pues muy pocos podrán pagar este modelo que, probablemente, supere los diez mil pesos.


mrf

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.