• Regístrate
Estás leyendo: Zavala, vs mariguana y neutral en matrimonios gay
Comparte esta noticia

Zavala, vs mariguana y neutral en matrimonios gay

La precandidata independiente a la presidencia participó este domingo en la FIL, se declaró en contra de la droga con fines lúdicos y afirmó respeta a las personas y la ley.

1 / 2
Publicidad
Publicidad

Margarita Zavala vivió su segundo día dentro de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Luego de que el sábado presentara un libro, este domingo la precandidata por la vía independiente a la presidencia de México llegó al foro Pensar México, en el que en una charla de poco menos de media hora con José Woldenberg se declaró abiertamente en contra de la legalización de la mariguana con fines lúdicos y aseguró que aunque su religión le marca solo el matrimonio entre hombre y mujer, será respetuosa de la ley.

Zavala llegó y se sentó frente a Woldenberg ante un foro lleno que siguió su charla. El objetivo fue que la precandidata hablara sobre sus visiones del México que busca gobernar y también sus propuestas. La ex primera dama empezó enlistando los tres grandes problemas que considera, tiene México: la corrupción, inseguridad y economía.

Luego, abordó cada uno de ellos, y cuando hablaba de la inseguridad llegó la intervención del moderador, y la interrogante del papel que jugaría la legalización de la mariguana en la disminución de la violencia. Zavala respondió: “Creer que por legalizar la mariguana se va a disminuir la violencia, yo creo que es una ingenuidad enorme”, dijo.

Afirmó estar de acuerdo en que la hierba se legalice con fines científicos o de estudio, pero no para la recreación: “Yo en principio estoy en contra porque no hemos escuchado a los padres de familia, y hay que escucharlos, no hemos escuchado a los maestros y hay que escucharlos (…) No tengo ningún sistema de salud que realmente cache, digamos, o responda a un problema de adicciones como seguramente se podría venir”, argumentó.

Luego vino otro tema controversial, principalmente para una precandidata con pasado panista, el matrimonio entre personas del mismo sexo. Allí, en aguas turbias, afirmó que respeta a todas las personas, y compartió incluso que en su vida la acompañan personas homosexuales, pero, dijo, es una mujer católica.

“Yo tengo también una religión. Es católica, comparto valores cristianos, y me siento muy orgullosa de ello. Y ahí hay un concepto de matrimonio que es el de hombre y mujer, y yo no le impongo a nadie mis creencias, pero sí quiero que sepan que es lo que creo”.

Y agregó, es y será, en caso de ganar las elecciones, respetuosa de la ley: “Si los congresos locales deciden, los gobernantes tendrán que respetar”.

El tiempo del foro terminó, pero la precandidata no dejó ninguna duda sobre sus posturas, que fueron bien recibidas por parte de los asistentes al foro, quienes brindaron a Zavala uno de los aplausos más cálidos y largos que el auditorio del Hotel Hilton había registrado en dos días de FILy de entrevistas por parte de Woldenberg a aquellos interesado en gobernar a México.

Ya fuera del foro, y en entrevista con los medios, la precandidata informó además que hasta ayer llevaba más de 230 mil firmas del millón que requiere para poder postularse por la presidencia.

Sobre el rumor que se corrió durante la jornada de ayer de que el Partido Revolucionario Institucional destaparía este lunes a su candidato para la presidencia, Zavala señaló que esto “no deja de ser un dedazo. Es un retraso también del reloj de la democracia que no me sorprende, así es que pues a mí me da igual, realmente. El que sea pues es del PRI, ya veremos quién es”.

Atribuyó la toma de la decisión del candidato al presidente, Enrique Peña Nieto, y lamentó que así sea. “Esa es la enorme diferencia entre depender de una sola persona, así sea el presidente actual, o depender de los ciudadanos. Yo dependo de los ciudadanos, estoy en manos de los ciudadanos”.

SRN

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.