• Regístrate
Estás leyendo: Violadores de derechos humanos no debían ocupar cargos públicos: CEDHJ
Comparte esta noticia
Lunes , 18.06.2018 / 11:14 Hoy

Violadores de derechos humanos no debían ocupar cargos públicos: CEDHJ

Debe legislarse para evitar casos como el de "El Pinto", señalado en más de medio centenar de quejas y con recomendación por abuso policial y tortura.

Publicidad
Publicidad

Maricarmen Rello

Para evitar que funcionarios a quienes se les acreditaron violaciones en materia de derechos humanos vuelvan a ocupar cargos en la administración pública, como es el caso del policía Filiberto Ortiz Amador, alias "El Pinto", se debe legislar al respecto, opinó el presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco (CEDHJ), Felipe Álvarez Cibrián.

Y es que a pesar de haber acumulado en el pasado más de medio centenar de quejas ante CEDHJ, donde se señala a "El Pinto" por abuso policial y tortura, y haberse acreditado su responsabilidad en recomendaciones emitidas por el organismo, no hay impedimento legal para que Ortiz no participe en la Policía de Guadalajara, apuntó el ombudsman.

"Se debe legislar", apuntó cauto, para no adelantar pronunciamientos respecto a la queja que hoy se sigue por la presunta violación de derechos humanos en la detención de un sujeto por policías municipales tapatíos encubiertos, que terminó por enfrentar en días pasados al comisario de Seguridad Pública de Guadalajara, Salvador Caro, y al fiscal de Jalisco, Eduardo Almaguer. Y dónde reaparece el polémico director de policía.

A la fecha únicamente el cargo de ombudsman, de visitadores generales y de consejeros ciudadanos de la CEDHJ exige por ley no haber sido declarado violador de derechos humanos.

"Si este requisito lo tenemos ciertos servidores públicos, por qué no pensar que es prudente, pertinente, que se legisle para todos los servidores públicos del país... Ningún servidor público debía ser violador de derechos humanos", expuso, tras enfatiza que la Constitución obliga en cambio a la protección de derechos humanos.

"Lo lógico es que la principal obligación que tenemos los servidores públicos es ser respetuosos de los derechos humanos", insistió.

El caso de Filiberto Ortiz es más polémico debido al tipo de hechos violatorios que se le han achacado. Sólo bajo el cargo de director de la policía municipal de Ocotlán en la administración 2007-2009 se presentaron en su contra 59 quejas por abuso policial y tortura. La CEDHJ emitió recomendación por un caso acreditado, el cual ameritó su separación del cargo pero "El Pinto" no fue sancionado.

Pese a estos antecedentes, en 2015 Ortiz Amador fue nombrado titular de la Unidad de Prevención del Delito en Guadalajara, en franca paradoja.

MEMLL

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.