Bloqueos de transportistas afectarán exportaciones de BC

La terminal de contenedores en Ensenada, dedicada al movimiento de carga hacia países como Asia y Estados Unidos, sería uno de los sectores más perjudicados en caso de un paro de actividades.

Ensenada

El sector de importación y exportación de productos perecederos en el puerto de Ensenada, será el más afectado en caso de que se concrete un
paro de actividades y bloqueos en carreteras de Baja California como lo han advertido líderes transportistas a nivel nacional.

Al respecto el delegado en Ensenada de la Confederación Nacional de Transportistas Mexicanos (Conatram), Leopoldo Fragoso González, ratificó el apoyo hacia sus homólogos del transporte y coincidió en que el incremento paulatino del precios de combustibles, de 7 a 13.5 pesos en los últimos meses, afecta la economía del sector.

"Estamos hablando de un 60 por ciento de incremento solo en el puro combustible pero al subir -el combustible- a nosotros y a todos los
ciudadanos nos suben las cosas como el valor de nuestras llantas, las refacciones, los aceites, los filtros. Todo se eleva porque todo depende de
los combustibles es ahí donde ha radicado la inflación y donde el poder adquisitivo se ha mermado", reiteró el delegado.

Este miércoles representantes de la Alianza Nacional de Transporte Multimodal y la Unión de Transportistas del Estado de Baja California
(UTEBC), anunciaron que como medida de presión en contra de las políticas económicas del gobierno federal podrían paralizar labores y cerrar
carreteras.

Fragoso González indicó la terminal de contenedores en Ensenada, dedicada al movimiento de carga hacia distintos países principalmente Asia y Estados Unidos, sería uno de los sectores más perjudicados en caso de un paro de actividades. Los productos perecederos tienen una fecha y un tiempo límite de llegada a su destino, y cualquier alteración en el itinerario es motivo de cancelación en la entrega.

El gremio reclama un subsidio federal al considerar que el transporte es una actividad básica para el traslado de alimento como productos del campo, marinos, mineros y ganaderos.

Calculó que en Baja California existe un parque vehicular de 7 mil camiones de carga pesada, la mayoría opera en el municipio de Ensenada, y los repartos se distribuyen hacia Sonora, el sur del país y Estados Unidos.

Apenas en abril un grupo de 300 transportistas protestó en las instalaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex) en repudio a las políticas económicas del presidente Enrique Peña Nieto.