Participa GTM en construcción de telescopio gigante

La iniciativa se denomina Event Horizon Telescope, que conecta a las antenas de los principales telescopios del planeta para analizar el agujero negro ubicado en el centro de nuestra galaxia.
Participa GTM en la construcción del telescopio más grande del mundo
Participa GTM en la construcción del telescopio más grande del mundo (Jaime Zambrano)

Puebla

El Gran Telescopio Milimétrico Alfonso Serrano (GTM), ubicado en el volcán Sierra Negra, frente al Pico de Orizaba, participa en conformación del telescopio del diámetro del mundo, proyecto en el que participan 10 científicos mexicanos.

La iniciativa denominada Event Horizon Telescope, conecta a las antenas de los principales telescopios milimétricos del planeta para analizar el agujero negro ubicado en el centro de la Vía Láctea. Con la conexión de los telescopios, se establece un observatorio con una antena conectada entre Hawái, Estados Unidos, México, Antártida y Europa.

“El resultado es la formación de un telescopio con el dinámetro de la Tierra. En general, con telescopios más grandes tenemos una mejor resolución. En este caso, tenemos la oportunidad de observar el agujero negro súper masivo que se encuentra en el centro de nuestra galaxia y la sombra. Entonces, vamos a medir la dimensión  de la sombra para entender más la naturaleza de la física de este agujero negro, relatividad general y, exactamente, qué es un agujero negro y cuál es la interacción entre este objeto y sus alrededores, las estrellas y el gas natural”, comentó el director del GTM, David Hughes.

El telescopio ubicado en el volcán Sierra Negra, es único en su tipo y tiene instrumentos con tecnología de punta, como el Redshift Search Receiver (RSR), la cámara AzTEC y un reloj atómico que le permitirá conectarse a una red mundial de telescopios para participar, por primera vez y mediante la técnica denominada interferometría de muy larga base (VLBI, por sus siglas en inglés) el Event Horizon Telescope (EHT).

Shep Doeleman, investigador jefe Proyecto de Puesta en Fase de ALMA y director asistente del Observatorio Haystack, quien se encuentra en Puebla, para analizar la conexión del GTM, es el líder del proyecto que permite establecer imágenes de alta resolución para observar y poder analizar el agujero negro que existe en el centro de la Vía Láctea.

La unión del Observatorio Haystack del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), del Observatorio Radioastronómico Nacional de Estados Unidos (NRAO), del Telescopio de Hawai, de telescopios de Sudamérica, de Europa, y el GTM, conforman una red más poderosa que el Internet.

Con las observaciones, se podrán encontrar pruebas de la Teoría de la Relatividad General formulada por Albert Einstein: “El agujero negro supermasivo en el centro de la galaxia es un laboratorio extremo para realizar pruebas fundamentales sobre la física del universo”, comentó.

David Hughes resaltó que el proyecto es complicado porque en un mismo tiempo, todos los telescopios deben apuntar al mismo objeto y tener condiciones de clima adecuadas, para compartir los datos que se observan a través de una sincronización de sus relojes atómicos.