• Regístrate
Estás leyendo: Suspenden Peritos Argentinos trabajos en el Semefo de Chilpancingo
Comparte esta noticia

Suspenden Peritos Argentinos trabajos en el Semefo de Chilpancingo

El Centro de Derechos Humanos José María Morelos y Pavón dijo que no hay condiciones sanitarisa para que sigan trabajos la búsqueda de restos de personas desaparecidas.

Publicidad
Publicidad

La saturación de cadáveres, el no funcionamiento de dos cámaras frigoríficas y en consecuencia la ausencia de condiciones sanitarias provocaron que desde la jornada del viernes 17 de noviembre, la Fiscalía General del Estado (FGE) solicitara al Equipo Argentino de Antropólogos Forenses (EAAF) que dejara de trabajar en la búsqueda de restos pertenecientes a personas desaparecidas en los municipios de Chilapa, Atlixtac y Zitlala.

TE RECOMENDAMOS: Protestan contra malos olores de Semefo de Chilpancingo

Vía comunicado, el Centro de Derechos Humanos José María Morelos y Pavón, precisó que el EAAF suspendió sus trabajos periciales a petición de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Sin embargo, pese a la petición expresa de la dependencia, el documento emitido por el Centro Morelos refiere que en las instalaciones del Semefo de Chilpancingo no existen condiciones sanitarias para continuar con las actividades de búsqueda.

En el documento se anota que las dos cámaras frigoríficas almacenadoras y la saturación de cadáveres que ahí están depositados, generan un ambiente no apto para el desempeño de los trabajos.

TE RECOMENDAMOS: Comprarán tres refrigeradores para Semefos de Guerrero

El organismo de derechos humanos, cuyo representante es Manuel Olivares Hernández refiere que fue el 6 de noviembre del presente año cuando los miembros del EAAF tomaron la protesta para iniciar la segunda etapa del proceso de identificación de restos de personas desaparecidas de Chilapa, Zitlala y Atlixtac.

Dicho trabajo consiste en examinar y tomar muestras para análisis genéticos a cadáveres que presuntamente pertenecen a familiares del colectivo "Siempre Vivos", que dirige el profesor José Díaz Navarro.

De acuerdo con reportes de la FGE, en las instalaciones del forense de Chilpancingo existen cadáveres que si corresponden a personas reportadas como desaparecidas en los tres municipios mencionados.

Los representantes del Centro Morelos señalan que de manera curiosa, una semana y media de que los integrantes del EAAF comenzó a trabajar, hubo una manifestación de malestar que ya se venía arrastrando, relacionada con las condiciones en que se encuentran las instalaciones del forense de Chilpancingo, por la saturación que generan cientos de cadáveres, lo que provoca que no se cuente con las condiciones sanitarias para el desempeño del trabajo pericial.

Esa situación provocó que los trabajadores de la FGE, cuyas instalaciones se encuentran al lado del Semefo capitalino iniciaran un paro de labores, en el que reclamaron condiciones dignas para trabajar sin riesgos para su salud.

Fue por esa manifestación que la FGE a cargo de Javier Olea Peláez solicitó al EAAF que suspenda sus labores, argumentando la falta de condiciones sanitarias.

La FGE ofreció que intentarían comprar una cámara frigorífica nueva, para que los integrantes del EAAF pudieran trabajar sin complicaciones.

El Centro Morelos reprochó que en los medios de comunicación se haya señalado al EAAF como el responsable de esta situación que generó la protesta de los empleados de la dependencia, cuando la falla está en el no funcionamiento de sus cámaras frigoríficas.

También señala que el EAAF ha encontrado muchos obstáculos en la realización de su peritaje independiente sobre casos de personas desaparecidas en Chilapa, Zitlala y Atlixtac.

La suspensión de los trabajos, genera que nuevamente, muchas familias de esos municipios nuevamente se queden en la incertidumbre, porque no se ha conseguido la identificación de sus seres queridos desaparecidos.

MMR

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.