Detienen a presunto secuestrador en Campeche

Hebert Juárez Díaz, alias “El Gerber” está vinculado con el plagio y la muerte del empresario, Rubén Maury Campero. 
El presunto secuestrador fue presentado este día.
El presunto secuestrador fue presentado este día. (Egdar Icthe)

Campeche

La Procuraduría General de Justicia de Campeche en coordinación con la Fiscalía de Yucatán detuvo en esa entidad al secuestrador Hebert Ernesto Juárez Díaz, alias “El Gerber” de 24 años vinculado con el plagio y la muerte del empresario de Ciudad del Carmen, Rubén Maury Campero privado de su libertad el 12 de agosto del 2011.

Juárez Díaz fue ubicado en el predio 128 de la calle 73 entre 138 y 138-A del fraccionamiento Villa Magna 1 Poniente en Mérida Yucatán, la persona se cambió el nombre a Pedro González Vázquez para evadir a la autoridad e incluso tenia credenciales falsas con su nueva identidad.

El prófugo de la justicia trabajaba como soldador y herrero, vivía con una mujer con la cual tuvo una niña de seis meses de edad, la persona al cometer el secuestro y homicidio del que fue propietario de la empresa Marítima Internacional S.A. de C.V., huyó de Ciudad del Carmen hasta que se quedó a vivir en la capital yucateca.

El acusado trabajó en la isla para empresas subcontratadas por Petróleos Mexicanos, fue enviado a prisión donde será procesado por privación ilegal de la libertad en la modalidad de secuestro agravado y homicidio, quedando a disposición del Juez Cuarto de lo Penal, en el Centro Penitenciario de San Francisco Kobén.

Además de “El Gerber” también participaron en el secuestro Julia Salvador Zacarías, alias “La Rocío”, “La Chío” o “La Julia”, Manuel Eduardo Jiménez López, Sergio Arturo Malpica Reyes, “El Chinillo” o “La Cochinilla”, Rubicel Miguel Escalante Medina y Jorge Ceballos Abreu, “El Coque” o “El Coquí”, todos en prisión a la espera de ser sentenciados.

El secuestro fue planeado por los cinco varones, en una semana y media mientras que la mujer era encargada de cuidar a la víctima, el día del plagio la víctima fue sacada de las oficinas de su empresa en la avenida Ballena número 36 entre Robalo y Mojarra en la colonia Justo Sierra Méndez.

Maury Campero fue llevado al predio de Jiménez López trabajador de la victima ubicado en la colonia Manigua, se pidió cinco millones de pesos  de rescate y al no obtener el dinero de los familiares del secuestrado, los plagiarios se desesperaron matando a la persona a quien le dieron varias puñaladas y rematarlo con un golpe en la cabeza con una mancuerna de cinco kilos.

El cadáver fue tirado en el patio de un templo Adventista detrás de la casa de Jiménez López el cual fue encontrado al día siguiente de ser secuestrado, con el arresto de la última persona que quedaba prófuga se esclareció en su totalidad el caso.