Retoma Chihuahua modelo del alcoholímetro

Los infractores serán recluidos en un centro que se llamará el “Ceresito” para albergar a detenidos en estado de ebriedad de 24 a 36 horas.  
Por unanimidad el Ayuntamiento de Ciudad Juárez aprobó reformar el Reglamento de Vialidad y Tránsito, con lo que se autoriza el funcionamiento del Cerecito.
Por unanimidad el Ayuntamiento de Ciudad Juárez aprobó reformar el Reglamento de Vialidad y Tránsito, con lo que se autoriza el funcionamiento del Cerecito. (Juan José García Amaro)

Chihuahua

El Ayuntamiento de Ciudad Juárez aprobó por unanimidad la reforma al Reglamento de Vialidad y Tránsito, con lo que se autoriza la operación del "Ceresito", para recluir de 24 a 36 horas a los y las automovilistas que transiten en estado de ebriedad en esta frontera.

La acción no tiene un fin recaudatorio, pues no impone multas, sino que es una medida de prevención, con el propósito de que la ciudadanía ingrese a la cultura de la legalidad y eviten accidentes o incluso fatalidades, afirmó el alcalde Armando Cabada Alvídrez.

"Además, no habrá ningún tipo de apoyo ni influencias: lo que nos interesa es el bienestar y la seguridad de los juarenses a la hora de circular por las calles", agregó la reforma eliminó el 1º, 2º y 3º grado de embriaguez, para instaurarse de 0.95 a 0.75 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

MMR