• Regístrate
Estás leyendo: Regresan desplazados de Chalchihuitán a sus viviendas
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 09:18 Hoy

Regresan desplazados de Chalchihuitán a sus viviendas

Luego de permanecer tres meses fuera de su comunidad, unas 3 mil personas decidieron volver por el hambre, frío y las lluvias, pues los niños y ancianos se están enfermando.


Publicidad
Publicidad

Unas 50 familias desplazadas del municipio de Chalchihuitán por el conflicto agrario territorial con el municipio de Chenalhó, retornaron de forma parcial, luego de permanecer tres meses fuera de sus viviendas.

Las familias desplazadas, afirman que regresarán por las condiciones infrahumanas en las que están viviendo, especialmente en esta temporada en que el frío y la lluvia, pues se están enfermando.


"Vamos a regresar por el frío, hambre, aquí está lloviendo, los niños y ancianos se empiezan a enfermar por el frío y hambre, ahí van a regresar unos cuantos en su casa, pero no van a regresar todos, están aquí algunos desplazados." Afirma Manuel Pérez Girón, desplazado de Chalchihuitán.

TE RECOMENDAMOS: Indígenas desplazados en Chiapas mueren de frío

Este martes, en la presidencia municipal de Chalchihuitán, se reunieron autoridades locales, comunales, miembros de la iglesia católica, y los representantes de los desplazados, para determinar cómo se movilizarían en su éxodo a las viviendas.

En el campamento de Pom, uno de los lugares donde se encuentran más desplazados, se reunieron y acordaron que no todos regresarían a sus viviendas, ya que tenían miedo a que pudieran herirlos o matarlos, por lo que permanecerán en el campamento.

TE RECOMENDAMOS: ONU reforzará ayuda para desplazados en Chiapas

Luvia Enzin Pérez, una de las desplazadas, afirma que ella y su familia de seis integrantes, no regresarán porque tienen miedo, ya que han estado escuchando los disparos provenientes de los lugares de donde vivían anteriormente.

"Es lo que vimos que está informando el presidente municipal, pero lo que vimos que no hay seguridad de retornarnos a nuestras casas, porque los Chenalhó siguen disparando. Sí miedo, porque todavía no queremos morir, yo tuve que irme a vivir a la montaña y estuve 15 días allá, aguantando el frío y el hambre porque no queríamos morir allá", cuenta Luvia.

Melchor Pérez Gómez, otro de los desplazados en el campamento Pom, afirmó que no regresará a pesar de que sus compañeros han decidido volver a sus viviendas, porque asegura no hay condiciones para poder trabajar la tierra y vivir en sus casas.


"Yo no estoy muy seguro y no pienso regresar, porque ya vi como sufrimos cuando empezaron, cuando se murió Samuel Luna, en el otro campamento, en el otro paraje, y ahí empeoró el problema, y no pienso regresar, no pues, tengo miedo que me maten", expresa Melchor.

El gobierno del estado de Chiapas afirma, que están atendiendo a las familias desplazadas con atención médica y con la entrega de ayuda humanitaria en los ocho campamentos, sin embargo, por las bajas temperaturas en la zona, hay varios casos de niños enfermos y personas de la tercera edad con malestares gastrointestinales.

A simple vista, es posible observar la miseria en la que viven los desplazados, en donde en una casa de campaña sencilla, duermen hasta cuatro niños, quienes aún con cobertores y ropa, poco los protege del intenso frío y la lluvia que se mantiene en la región.

Muchas familias ya están en la desesperación al no poder trabajar su tierra como en otros años lo hacían.

En esta ocasión, son alrededor de 50 familias, unas tres mil personas, que regresarán a sus viviendas y si las condiciones son favorables, trabajarán algunas parcelas y vivirán en sus casas, de lo contrario volverán a los campamentos de los desplazados.

El resto, permanecerá, aguantando frío, hambre y temor, hasta que al menos haya una solución que les brinde seguridad a sus familias.

MMR

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.