Anuncia Oaxaca recorte a su gasto presupuestal

El gobierno del estado prevé despidos, desaparición de oficinas y reducción de gastos entre otros para evitar declarase en quiebra. 

Oaxaca

El gobierno de Oaxaca anunció un recorte a su gasto de hasta más de mil 500 millones de pesos además de la aplicación de políticas de austeridad  a fondo, -que incluye  desde despidos, desaparición de oficinas, recortes al pago de teléfonos personales, reducción de gastos de rentas por uso de edificios públicos y consumo de gasolina, luz eléctrica y viajes-, para no declararse en quiebra por la crisis financiera a nivel nacional generada por la baja de los precios del petróleo  y por el hoyo presupuestal que genero la operación del sistema educativo estatal, que implicó el pago de salario a profesores de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

El secretario de Finanzas, Enrique Arnaud Viñas, abundó que se buscará obtener fondos emergentes mediante la recaudación de impuestos estatales, tales como el Impuesto por tenencia, al hospedaje,  sobre derechos de agua, y de nómina, no descartado la posibilidad de adquirir ante organismos financiero una nueva deuda de 2 mil 500 millones de pesos para salir de sus pasivos de corto plazo, lo que aumentaría el monto general de la deuda pública estatal a poco mas de 6 mil 500 millones de pesos.

Precisó que más que despidos habrá reasignación de personal, lo cual se reflejará en sus salarios, y representará una reducción del 6 por ciento en el monto total de la nómina de empleados de gobierno.

Asimismo, dijo que tendrán que "deshacerse" de algunas dependencias, y "compactar" otras más, las cuales tienen personal de sobra y pueden operar con el mínimo indispensable.

Además, se prevé el retiro de programas sociales como "Bienestar", pero no de otros como el de los uniformes escolares o becas para discapacitados, "aunque se examinará el padrón de beneficiados con mucho detenimiento".

“Vamos a terminar con los privilegios de muchos, incluso vamos a reducir los salarios de los funcionarios de alto nivel, además de pretendemos recortar al gasto de la Cámara de Diputados Local  hasta 70 millones de pesos”.

Informó que desde el 2013 la Secretaría de Finanzas inició un ejercicio de contención, con lo que no creció el gasto y fue ajustado a los ingresos totales; se privilegió la inversión pública y se incluyó en los decretos de presupuesto nuevas medidas de austeridad; además de lograr un incremento en los ingresos a través de la recaudación de impuestos.

El Secretario de Finanzas Enrique Arnaud, aceptó cómo principales causas del déficit estatal  los compromisos contraídos por parte de gobiernos anteriores, el proceso de rezonificación y la inequidad en la distribución de los recursos del FAEB. 

Destacó que en el 2014 se otorgaron prerrogativas a partidos políticos por 35 millones de pesos, mientras que para este año se incrementarán a 126 millones de pesos, lo que representa un aumento de más de 260 por ciento en prerrogativas para los partidos. 

En el caso del Poder Judicial, dijo que de 2010 al 2014 los requerimientos presupuestales del Poder Judicial del estado crecieron 98 por ciento, es decir que de 403 millones de pesos se incrementaron a 800 millones de pesos. 

En  el caso del Fonden, lamentó que las reglas de operación cada vez excluyan  a un mayor número de daños, las cuales tienen que ser cubiertas al 100 por ciento con recursos estatales. 

Recordó que el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca mantiene en el 2015 un déficit financiero de 2 mil 625 millones de pesos.

CLAVES

Plan de acción 2015 para solventar el déficit financiero:

-Plan de austeridad para ser ejecutado de manera inmediata. Requiere la reducción de gastos de operación por 1 mil millones 500 mil pesos entre 2015 y 2016.

-Por parte de los ingresos se estima una recaudación adicional por 1 mil 500 millones de pesos entre los ejercicios 2015 y 2016. Lo que se logrará con impuestos sobre nómina, Pemex, Seguro Social, además de hoteles y moteles.

-La reducción del gasto y el incremento de los ingresos darán un resultado conjunto de 3 mil millones de pesos adicionales para el cierre de la actual administración.

-La reestructuración de la deuda de corto plazo contraída en 2014 para subsanar el déficit del IEEPCO (en 2015 se darán 126 millones de pesos a los partidos políticos a comparación de los 36 millones de pesos que se dieron en 2014).