Realizan primer matrimonio homosexual en Querétaro

María Fernanda López Gallegos y Mariana Vega interpusieron un amparo para que el Registro Civil las casara.
María Fernanda López Gallegos y Mariana Vega en su boda.
María Fernanda López Gallegos y Mariana Vega en su boda. (Estrella Álvarez)

Querétaro

María Fernanda López Gallegos y Mariana Vega se convirtieron en el primer matrimonio del mismo sexo que se desarrolla en Querétaro.

Para lograr casarse, interpusieron un ampara para que un juez diera el ordenamiento, pues el Registro Civil se negó a casarlas ya que no se reconocen legalmente este tipo de uniones.

El Juez del Registro Civil no les leyó la Epístola de Melchor Ocampo, pero les dijo que cuando llueve (el día estuvo así) significa que el matrimonio dura más, para enseguida señalarles que “una vez cumplidos los requisitos de ley y con las facultades que se me confieren como encargado del registro civil, y del municipio de Querétaro yo las declaro unidas en matrimonio en nombre de la ley y ante la sociedad con los derechos y obligaciones…”.  

De esta forma fue como Fernanda Gallegos y Mariana Vega cumplieron su sueño de unir sus vidas y se convirtieron  en la primera pareja del mismo sexo en casarse por el civil en la ciudad de Querétaro, luego que un juez diera la orden al considerar que se violentaban sus garantías.

Para ellas la lucha no fue fácil pues tuvieron que soportar el rechazo de la sociedad y las autoridades que no aceptaban la idea de que unieran sus vidas a través del matrimonio.

La solicitud para matrimonio la hicieron en enero pasado y el 11 de agosto les llegó la notificación en donde se concede la protección de la justicia federal y se ordenaba al Registro Civil desaplicar la normativa del artículo 137 del Código Civil del Estado, el cual indica que un matrimonio sólo puede llevarse a cabo entre un hombre y una mujer, ya que es discriminatoria e inconstitucional al contravenir el artículo.

 “Cuando hicimos la solicitud notamos un cambio de que no nos querían recibir ni siquiera el oficio (…) y el registro civil fue el principal  argumento retrograda, ya que dijeron que en el registro civil se tienen que casar de personas de mismo sexo, era equivalente a casar a un padre con su hija o una persona con un animal”, dijo María Fernanda.

Esto ha motivado tanto a María Vega y Fernanda Gallegos a continuar luchando a favor de las personas que se encuentran en la misma situación, las cuales buscan que las leyes actúen para todas las personas.

“Como ciudadanas hicimos valer ya este derecho marcando un parteaguas en la historia de Querétaro y es que este amparo no sólo implica a María y a mí, con este amparo logramos desde nuestra asociación en conjunto con las demás compañeras y compañeros, mostrar públicamente y  a nivel nacional que se está haciendo un señalamiento al estado de Querétaro por discriminar y violentar no solamente nuestros derechos, sino los derechos humanos de cualquier persona que no logre entrar en ese párrafo de un hombre y una mujer”, dijo.

Actualmente en Querétaro hay más de 55 personas homosexuales interesadas en contraer matrimonio y que buscan que se hagan valer sus derechos humanos a través de un amparo colectivo.