Pleito por tierras deja un muerto en Guerrero

Habitantes de las comunidades de San Miguel Tecuixiapan y San Agustín Oacapan se enfrentaron a golpes por el control de los linderos territoriales.
Las inmediaciones de la zona en conflicto no tienen resguardo policíaco.
Las inmediaciones de la zona en conflicto no tienen resguardo policíaco. (Rogelio Agustpin Esteban)

Chilpancingo, Guerrero

Habitantes de las comunidades de San Miguel Tecuixiapan y San Agustín Oacapan, ambas pertenecientes a Tepecoacuilco, se enfrentaron a golpes por el control de los linderos territoriales dejando como saldo una persona muerta, dos heridos y 15 detenidos.

La confrontación derivó de una resolución emitida por el Tribunal Unitario Agrario (TUA), que resolvió dar la mayor parte de las 3 mil 130 hectáreas de tierra ubicada en los linderos con San Miguel a los comuneros de San Agustín Oapan.

El sábado por la tarde, alrededor de 200 habitantes de san Miguel vigilaban sus terrenos, que de acuerdo a una resolución presidencial son de 3 mil 130 hectáreas, pero de ellas el TUA en una resolución del 26 de febrero ha otorgado 2 mil 077 hectáreas a San Agustín, lo que generó inconformidad.

La determinación del TUA los deja únicamente con mil 30 hectáreas de tierra, por esa razón es que salieron a revisar lo que consideran como parte de su patrimonio generacional.

Los habitantes de San Agustín hicieron lo propio y salieron de su población para reclamar lo que los tribunales les han otorgado; la presencia de ambos grupos en la tierra en litigio calentó los ánimos y sobrevinieron los primeros golpes, después llegaron a las pedradas y finalmente sacaron algunas armas de fuego.

En el enfrentamiento murió por herida de bala Braulio Maximino Santos, habitante de la comunidad de Analco, hasta el momento ninguna de las partes da una versión concreta de cómo se produjo el deceso.

La mañana del domingo 15 de marzo se pudo constatar que las inmediaciones de la zona de conflicto no tienen resguardo policíaco, aunque en la entrada de San Agustín Oapan, la población abrió una zanja sobre la tierra para mandar el mensaje de que van a mantener la defensa de la misma.

El ambiente entre los pobladores de ambos núcleos es tenso, hay una vigilancia permanente con palos, piedras y algunas escopetas de bajo calibre.

Raymundo Castro Aparicio, abogado de San Miguel explicó que el subsecretario Barrios Sagal acudió para pedir a los pobladores que acepten la resolución del TUA, sin embargo los habitantes de dicha comunidad se niegan porque cuentan con títulos de propiedad, los que se remontan al mandato presidencial de Gustavo Díaz Ordaz.