• Regístrate
Estás leyendo:
Comparte esta noticia
Martes , 19.06.2018 / 05:04 Hoy

Penales de Oaxaca son una bomba de tiempo: DDHP de Oaxaca

El presidente de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, Arturo Peimbert, recordó que noviembre pasado se emitió una recomendación al gobierno sobre la corrupción.

 

Publicidad
Publicidad

Óscar Rodríguez

El presidente de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, Arturo Peimbert, no descartó que debido a la sobrepoblación en los penales del estado se dé una situación como en el penal de Topo Chico.

Dijo que se han identificado problemas en los penales de Tanivet, donde hubo maltrato contra mujeres internas, la cárcel regional de Etla, Juquila y la penitenciaria central de Ixcotel, ubicado en la capital oaxaqueña, donde se mantiene reportes de graves problemas de ingobernabilidad, además de contar con el mayor número de casos por excesos y abusos de autoridad de personal penitenciario y carcelario.

Recordó que noviembre pasado se emitió una recomendación al gobierno de Oaxaca donde se advertía de la grave corrupción, hacinamiento, mala atención médica y nula alimentación dentro de los penales locales de Oaxaca.

Peimbert Calvo dijo que son constante las quejas y denuncias que se han corroborado por el mal trato a los internos.

"Hay una tortura permanente como re sanción de forma punitiva contra algunos presos por parte del personal carcelario que incurren en graves omisiones, abusos y delitos que deben ser castigados".

Peimbert aseguró que las denuncias reflejan que no hay un ánimo por mejorar la vida y las conductas de los internos, sino al contrario pareciera ser que se trata de agravar sus condiciones de manera perniciosa o violatoria a los derechos humanos.

Entre los casos más graves colocó el de un interno que fue abandonado a su suerte en la enfermería de la penitenciaria de la Villa de Etla luego de ser presuntamente torturado por un celador.

También hay denuncias por la operación de una celda de castigo, y por excesos en las revisiones en el área de visitas, hay denuncias por el tocamiento sexual contra esposa de reclusos y violaciones.

Además se permite la operación de auto gobiernos, el tráfico de drogas, el ingreso de botellas de alcohol y prostitutas algunas cárceles locales.

Otro caso de exceso es el del reclusorio regional de Santa Catarina Juquila donde hay denuncias contra el personal penitenciario por actos de corrupción ya que se saco a los reos del penal y se les obliga a ser trabajos forzados en la rama de la construcción, donde no se les retribuye ningún salario, sin embargo el director del penal obtiene beneficios.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.