• Regístrate
Estás leyendo: 'Patricia', una restauración que no se aplicó
Comparte esta noticia
Viernes , 22.06.2018 / 19:23 Hoy

'Patricia', una restauración que no se aplicó

La Semadet propuso a la Semarnat decretar zona de desastre para obtener apoyos, pero la propuesta "no pasó".

Publicidad
Publicidad

Agustín del Castillo

Con 'Patricia' sobre la selva seca de la costa de Jalisco, el desastre ambiental del megahuracán se traduce, ocho meses después, en daño al patrimonio natural: la floresta silvestre más rica en endemismos (especies exclusivas) del país, vive la amenaza de ser desplazada por potreros para ganado o parcelas agrícolas, acciones de oportunistas que aprovechan que no hubo mayor acción gubernamental para generar un proyecto de manejo que evitara los abusos.

La Ley General Forestal de Desarrollo Forestal Sustentable señala en su artículo 117: "...No se podrá otorgar autorización de cambio de uso de suelo en un terreno incendiado sin que hayan pasado 20 años, a menos que se acredite fehacientemente a la Secretaría que el ecosistema se ha regenerado totalmente, mediante los mecanismos que para tal efecto se establezcan en el reglamento correspondiente".

Esto es fruto de un dictamen emitido el 7 de abril pasado, en que los diputados agregaron que para que, una vez transcurridos los dos decenios, proceda el cambio, será necesario "acreditar ante la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, que el ecosistema se ha regenerado". También sanciona el mal manejo del fuego de 150 hasta 30 mil veces "la unidad de medida, prevista en el párrafo sexto del Apartado B del artículo 26 de la Constitución, al momento de cometerse la infracción", que actualmente son salarios mínimos. La reforma fue promulgada por el presidente de la república, en el Diario Oficial de la Federación, el pasado 10 de mayo de 2016.

Ante las evidencias de estas acciones "oportunistas" al margen de la ley, con las maderas muertas dejadas por el meteoro en miles de hectáreas de la demarcación, MILENIO JALISCO solicitó a la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet) que explicara por qué no se previó el problema.

"Compete a la Semarnat la declaración de algún estatus de protección sobre terrenos donde ha ocurrido algún fenómeno u acontecimiento. En su momento la Semadet evalúo las condiciones posteriores al paso meteoro y solicitó recurso del Fonden [Fondo Nacional de Desastres Naturales] para dos modalidades: uno, para el desarrollo de tareas de manejo de combustibles a fin de disminuir riesgos de incendios forestales; dos, para el desarrollo de actividades de reforestación y restauración de terrenos impactados por el meteoro. De los recursos solicitados , no se tuvo respuesta favorable y todo quedó en propuesta".

Por su parte, Sergio Hernández, delegado en Jalisco de la Semarnat, dijo a este diario: "se hicieron notificaciones de riesgo en algunas partes, para el retiro de arbolado afectado. En algunos casos para fines de extracción y otros con fines de conservación de suelos, a petición de los dueños de los predios"

En Cuixmala "se complicó porque no querían darle manejo; algunas notificaciones no fueron procedentes porque la Semadet y la Profepa hacían visitas de campo, y les mentían sobre los volúmenes afectados", añadió.

Lo cierto es que apenas comienzan a caer lluvias en la costa. Los cambios de uso de suelo permanecen como amenaza de los polígonos afectados por el megahuracán.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.