Hospital Civil de Oaxaca se suma a paro de médicos

La subsección 7 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud se solidarizaron con los integrantes de la sección 35, que mantienen un paro desde hace 8 días.

Oaxaca

Médicos del Hospital Civil de Oaxaca se sumaron al paro de labores que mantienen enfermeras y doctores del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud, desde hace ocho días.

Los integrantes de la subsección 7 del SNTSS, suspendieron el servicio de consultas y laboratorio.

El representante sindical, Carlos Pérez Bautista, reprochó que no tengan medicamentos, ni insumos para cubrir las necesidades de urgencia del nosocomio, ni poder realizar intervenciones quirúrgicas de alto riesgo.

Además carecen de espacio para atender partos, añadiendo que no sufren de afectaciones generales en su infraestructura.

Adelanto que independiente de la suspensión en las áreas administrativas se se dejaran de atender por día unas 900 consultas médicas, únicamente quedará  abierto un servicio de guardia para atender urgencias y hospitalización de alto riesgo.

Destacó que los servicios de laboratorio y rayos x de emergencia, estarán abiertos al público en general, hasta nuevo aviso.

Pérez Bautista, urgió que la federación voltee la cara a Oaxaca y apoye el esquema de rezonificación por vida cara,  y la recodificación del personal además la profesionalización para el personal de distintas áreas médicas y clínicas, además del nombramiento definitivo en algunos trabajadores.

Señalo que está pendiente la segunda etapa de formalización de 900 trabajadores, hasta ahora solo van 630 regularizados y 69 formalizados.

Informó que el Hospital Civil tiene su mesa de trabajo con las autoridades hasta el día 28 de mayo; sin embargo, se tomó la decisión de cerrar el hospital para presionar por una respuesta inmediata.

Médicos y enfermeras de 98 hospitales y mil clínicas rurales de Oaxaca cumplen ocho días de paro laboral debido a que no ha existido respuesta a las demandas que plantean.

El vocero de la sección 35 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud, Julio Martínez, afirmó que las respuestas que han dado en las mesas de negociación  las autoridades estatales y federales aún son mínimas y parciales, porque no se ha atendido en su totalidad el abasto de medicamentos y equipo y tampoco se ha cubierto con la deuda a terceros institucionales.

Afirmó que el 80 por ciento de los centros de salud, clínicas y hospitales se encuentran sin medicamentos que son indispensables para los pacientes como los analgésicos y los antibióticos.

Martínez, aceptó que el paro se podría prolongar hasta el próximo 25 de mayo.

Dijo que dependerá de la consulta que se haga a las bases respecto a las demandas planteadas el receso de la protesta o la continúan de la misma.

Adelantó que las mesas de trabajo se realizan por regiones para ir desahogado de forma casuística los temas pendientes en la agenda.