Profepa reubica a seis osos negros en NL

Los animales, dos adultos, una hembra y sus tres oseznos, fueron capturados en zonas recreativas, por lo que fueron reubicados en un área del Parque Cumbres de Monterrey. 

Ciudad de México

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) capturó y reubicó en tres acciones diferentes a seis osos negros (Ursus americanus eremicus) y que habían sido encontrados en áreas recreativas.

La dependencia detalló que en un primer hecho, las autoridades acudieron a un reporte ciudadano que alertaba de la presencia de un oso en el centro recreativo Vitro Parque, en la comunidad El Manzano.

Por lo anterior, personal de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) y de Parques y Vida Silvestre del estado, así como médicos veterinarios de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) acudieron al lugar para revisar las condiciones del animal.

El oso, que resultó ser un macho adulto de poco más de medio metro de longitud y 92 kilogramos, se encontraba en buen estado de salud y físico, pudo ser capturado gracias a que se colocó una jaula para ello.

En un segundo caso, se trató de un macho adulto de poco más de metro y medio de longitud y de 103.2 kilogramos, el cual fue encontrado en el basurero de Vitro Parque y fue capturado bajo el mismo procedimiento.

Finalmente, en una tercera acción las autoridades atendieron el reporte del avistamiento de una hembra de unos 40 kilogramos que deambulaba con sus tres oseznos en el Parque Alpino Chipinque.

La osa fue capturada junto con sus tres crías, los cuales tras ser inspeccionados resultaron estar en buenas condiciones físicas y de salud.

En todos los casos se realizó un marcaje de los osos colocándoles un micro chip y un arete de identificación, así como un collar para telemetría satelital a fin de poder rastrearlos y ubicarlos.

Una vez concluido lo anterior se procedió a la liberación de los seis osos en un área del Parque Cumbres de Monterrey, por poseer las características más idóneas para el hábitat de estos animales.

La Profepa exhortó a la población a no ofrecer alimento a los osos, así como resguardar en un lugar seguro la basura que generan los centros recreativos en donde es común el avistamiento de estos mamíferos, para evitar que se acerquen a las áreas de convivencia humana.