Detiene PF 14 normalistas en caseta de Chilpancingo

Los estudiantes fueron detenidos porque en el vehículo que circulaban tenía reporte de robo. Fueron liberados una hora después.

Chilpancingo

La puesta en marcha del blindaje en la Autopista del Sol generó el primer choque entre policías federales y estudiantes de diferentes normales, hubo al menos 14 detenidos que fueron liberados ante la presión de sus compañeros.

De acuerdo al reporte oficial, los policías federales detuvieron al grupo de normalistas presuntamente por negarse a una revisión, en un punto de vigilancia que la corporación colocó como parte de su operativo de blindaje.

Se especificó que en el kilómetro 297, del tramo que de Palo Blanco va hacia Chilpancingo, una camioneta con un primer grupo de normalistas recibió la señal de alto, con el objeto de que se le sometiera a revisión, bajo el argumento de que la unidad tiene reporte de robo.

Hubo una persecución que culminó en una brecha que da salida hacia un camino de terracería, en el que la camioneta tipo Urban color blanco ya no pudo seguir.

Una segunda camioneta -también con reporte de robo y con cuatro personas a bordo-intentaron rescatar a sus compañeros, los elementos de la Policía Federal también los detuvieron después de un jaloneo, en el que se utilizó gas lacrimógeno.

Aunque al principio se conoció la detención de cinco estudiantes, cuatro varones y una mujer, en el transcurso de la tarde se confirmó que en realidad eran 14, todos integrantes del Frente Unido de Normales Públicas del Estado de Guerrero (FUNPEG).

Ellos habían acudido a la caseta de cobro para observar la dimensión del operativo Blindaje, que aplica desde el lunes para evitar la toma de los módulos de cobro.

Las camionetas en que se desplazaban son parte de las unidades que los alumnos han despojado a diferentes dependencias de gobierno, las cuales se han querellado ante el Ministerio Público (MP) y por ellos tienen a cuestas el reporte de robo.

Los detenidos fueron trasladados a la comandancia regional de la PF, en la avenida de la juventud de Chilpancingo.

Casi de inmediato, integrantes del FUNPEG, la mayoría mujeres se trasladaron hacia dichas instalaciones y atravesaron en su entrada principal un camión de pasajeros y una camioneta tipo Pick Up color blanca, para evitar que sus compañeros fueran trasladados.

Los mandos de la corporación policiaca aceptaron liberarlos, aunque antes tomaron sus datos personales y revisaron sus teléfonos celulares.

A la protesta no llegaron contingentes de la Normal de Ayotzinapa ni del magisterio disidente, tampoco las organizaciones sociales que se han sumado al movimiento para reclamar la presentación con vida de los 42 jóvenes desaparecidos en Iguala.

"Ya les avisamos pero no van a llegar, ni siquiera están aquí", dijeron los integrantes del FUNPEG cuando discutían la posibilidad de incrementar la presión.

Aunque llegaron algunos maestros disidentes, no se sumaron al grupo que exigía la liberación de los normalistas.

Algunos de los que estuvieron en la intercepción no fueron detenidos, lastimados se les introdujo a las instalaciones de la Normal Adolfo Viguri Viguri, ubicada a cien metros de la comandancia de la PF.

La liberación se consiguió alrededor de las 14:35 horas, salieron en medio de una valla humana formada por sus propios compañeros, todos cubiertos del rostro y caminando apresuradamente.

De inmediato se trasladaron al campamento que la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG) mantiene en la plaza central de Chilpancingo, en donde sostendrían una reunión para evaluar todo lo sucedido.