Amanece Cofre de Perote con una capa de nieve

José Llanos Arias Jefe de Hidrometeorología de la Conagua recordó que desde hace más de dos décadas no nevaba en el Cofre de Perote en el mes de marzo.
El Pico de Orizaba también se pintó de blanco.
El Pico de Orizaba también se pintó de blanco. (@webcamsdemexico )

Veracruz

Tras el paso del frente frío 46 y una lluvia intensa con tormenta eléctrica en la zona, esta mañana de lunes el Cofre de Perote amaneció con una delgada capa de nieve.

A 10 días de iniciada la primavera, la segunda montaña más alta del estado se vistió de blanco, pues en sus faldas cayó una nevada que fue visible desde municipios aledaños como Xalapa.

El termómetro marcó los cuatro y seis grados centígrados, pero conforme avanzó la mañana la temperatura comenzó a recuperarse y el hielo a derretirse poco a poco.

El espectáculo natural fue observado desde diferentes ángulos de la región montañosa central del estado, pues ya es primavera y en Veracruz sigue nevando.

José Llanos Arias Jefe de Hidrometeorología de la Comisión Nacional del Agua e integrante del Comité de Meteorología del Estado recordó que desde hace más de dos décadas no nevaba en el Cofre de Perote en el mes de marzo.

No es temporada de nieve, sí es más común el granizo, pero desde la semana pasada ha granizado en varios municipios la zona centro del estado y este lunes nevó.

Por su parte el subcoordinador de Pronóstico Estacional y Meteorológico de la Secretaría de Protección Civil (PC), Federico Acevedo Rosas señaló que tanto el Cofre de Perote como el Pico de Orizaba lucieron cubiertas de nieve, debido al desarrollo en el centro del país de un sistema convectivo de amplia zona de nubes de tormenta que provocó también granizadas fuertes en el Distrito Federal y Tlaxcala.

“Algo muy significativo es que la cara sur del Pico que es la que menos tiene glaciar, también tiene mucha nieve; esto obedeció al paso del frente frío número 46 que desde el sábado nos dejó grandes tormentas en la zona montañosa de Veracruz e incluso lluvias importantes que ocasionaron el incremento de algunos ríos, afortunadamente sin ninguna consecuencia”.

La tormenta fue tan severa en las zonas altas, que provocó la caída de nieve y granizo.