Implementa Chihuahua programa “Yo también soy mexicano”

Se trata de regularizar a los connacionales que viven en Estados Unidos para que  obtengan su doble nacionalidad. 
El gobernador entregó la doble nacionalidad
El gobernador entregó la doble nacionalidad (Juan José García Amaro)

Chihuahua

El gobernador de Chihuahua, César Duarte Jáquez, implementó el programa de regularización de la nacionalidad mexicana “Yo también soy mexicano”. En el evento entregó 2 mil 745 actas a los “chihuahuenses” nacidos en Estados Unidos.

Al poner en marcha este proyecto, el primero en su tipo a nivel nacional, el mandatario estatal hizo entrega de las actas de nacimiento de doble nacionalidad a las primeras cientos de personas que formalizaron este trámite.

Posteriormente instruyó al Registro Civil para ampliar este programa “e ir” a algunos estados de Estados Unidos para beneficiar a quienes tienen problemas con su identidad como la que hoy fue solventada por 2 mil 745 chihuahuenses.

Se explicó que las personas que recibieron su acta, nacieron en Estados Unidos y sus padres fueron deportados a México. La entrega del documento fue gratuita al condonarse más de un millón 800 mil pesos.

“Este programa, implementado por el Registro Civil, es el primero a nivel nacional para dar identidad a personas que nacieron en la Unión Americana”, destacó el jefe del Ejecutivo en la ceremonia realizada en el Salón Rojo del Palacio estatal.

“Lo más importante es que hayamos tenido la capacidad de adaptar las leyes del Estado, para beneficiar a quienes tienen el derecho de ser chihuahuenses”, expresó al entregar los documentos oficiales: porque ya no tendrán un sinnúmero de problemas y la incertidumbre que genera no contar con su propia identidad, dijo.

Consideró que la cercanía con la frontera, facilita el traslado en ambos sentidos y permite que los ciudadanos decidan por su nacionalidad, no obstante con la entrega de actas, terminará la indefensión en la que se encontraban niños y jóvenes.

“Hay quien no tiene dinero para efectuar el trámite, pero otras personas a pesar de tener recursos, no regularizan su situación por lo complicado que resulta o por temor a verse afectados al iniciar este proceso, que termina con la obtención de su acta”, dijo.

El director estatal del Registro Civil, César Fernando Ramírez Franco, señaló que la realización de estos trámites no fue una tarea sencilla, “dado que había que recabar los datos y la documentación necesaria y enviarla al estado correspondiente para que fuera apostillado”.

Por ello agradeció a la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH), que a través de la Facultad de Filosofía y Letras, realizó la traducción correspondiente de los documentos norteamericanos.