Las gobernadoras que ha tenido México

Sólo siete mujeres han sido mandatarias estatales y Yucatán es la única entidad que dos veces ha sido gobernada por una mujer.
Mujeres gobernadoras
Mujeres gobernadoras (Especial)

Ciudad de México

Desde hace 64 años las mujeres mexicanas tienen derecho a votar y ser votadas para puestos de elección popular; sin embargo, sólo siete han ocupado el cargo de gobernadoras.

Colima, Sonora, Zacatecas, Tlaxcala, la Ciudad de México y Yucatán son las entidades que han sido gobernadas por mujeres, ésta última en dos ocasiones.

Te presentamos un recuento de las mujeres que han hecho historia al ocupar el puesto de gobernadoras.

Griselda Álvarez Ponce de León

Fue la primera mujer en ocupar una gubernatura en el país, en Colima, de 1979 a 1985.

Su vida política inició tres años antes de ser gobernadora, en 1976, cuando fue nombrada senadora por el estado de Jalisco.

Tras su mandato, fue integrante de la comisión mexicana ante la UNESCO y en el PRI ocupó distintos cargos dentro del Comité Ejecutivo Nacional. Fundó el Centro de Atención a la Mujer, A. C, la Alianza de Mujeres de México y la Asociación Mexicana de Bienestar Social.


Beatriz Paredes Rangel

Fue gobernadora de Tlaxcala de 1987 a 1992.

La actual embajadora de México en Brasil se desempeñó antes como dirigente nacional del PRI, embajadora en Cuba, así como diputada y senadora en distintas legislaturas.

Estudió Sociología en la UNAM, pero no se tituló. En 1986 se le otorgó el Premio Interamericano por la participación de la Mujer en el Desarrollo Rural del Instituto Interamericano de Cooperación en la Agricultura (IICA).


Dulce María Sauri Riancho

Se convirtió en la primera gobernadora de Yucatán en 1991, luego de que el priista Víctor Manzanilla Schaffer pidió licencia para dejar el cargo. Dos años después, tras la victoria del PAN en la elección de alcalde de Mérida, dejó la gubernatura.

Licenciada en Sociología por la Universidad Iberoamericana, fue secretaria general y dirigente nacional del PRI; diputada federal en dos ocasiones y senadora cuatro veces.

En 2006, buscó la precandidatura del PRI en Yucatán para llegar a la gubernatura, esta vez por la vía del voto. Sin embargo, su partido apoyó a Ivonne Ortega Pacheco, quien se convertiría en mandataria estatal.


Rosario Robles Berlanga

No fue el voto sino un interinato lo que en 1999 la llevó al gobierno del entonces Distrito Federal, luego de que Cuauhtémoc Cárdenas dejó el cargo para competir por la Presidencia de la República.

Licenciada en Economía y maestra en Desarrollo Rural por la UAM, su trayectoria política se consolidó en 1989 con la fundación del PRD, partido al que se integró con el apoyo de Cárdenas.

Fue dirigente nacional del PRD, cargo que dejó tras el escándalo de corrupción al que se le ligó con el empresario argentino Carlos Ahumada. Actualmente es secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano.


Amalia García Medina

Al igual que su padre, Francisco García, gobernó Zacatecas, ella de 2004 a 2010.

Fue fundadora del Partido Socialista Unificado de México, del Partido Mexicano Socialista y del PRD; también militó en el Partido Comunista Mexicano, donde representó al instituto político ante el Comité de Familiares de Presos, Perseguidos y Desaparecidos Políticos.

Socióloga por la UNAM e historiadora por la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), fue diputada federal plurinominal; legisladora local en el Distrito Federal y senadora por Zacatecas.

Ivonne Ortega Pacheco

Tuvieron que pasar 14 años para que Yucatán fuera gobernador nuevamente por una mujer, ahora de la mano de Ortega Pacheco, quien llegó al poder en 2007.

A los 26 años fue presidenta municipal de Dzemul; también fue la primera diputada local y federal electa en su distrito. Recientemente renunció a su cargo en la Cámara de Diputados federal para formar un “movimiento” contra el 'gasolinazo'.

Abandonó sus estudios por problemas económicos en su casa, pero los retomó más adelante y en el 2013 obtuvo su título de licenciada en Derecho.


Claudia Pavlovich

En 2015, recuperó la gubernatura que el PRI perdió seis años antes ante el panista Guillermo Padrés Elías.

El primer cargo político que ocupó fue el de regidora de Hermosillo. Luego fue diputada local, presidenta del Comité Municipal del PRI en esa ciudad y presidenta estatal. Antes de llegar a la gubernatura ocupó un escaño en el Senado, donde impulsó 31 iniciativas.

Hija de Alicia Arellano Tapia, ex alcaldesa de los municipios de Magdalena y Hermosillo y una de las primeras senadoras, estudió Derecho en la Universidad de Sonora.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               

AA