• Regístrate
Estás leyendo: Mujer rompe el molde como orgullosa soldadora
Comparte esta noticia
Sábado , 20.10.2018 / 12:25 Hoy

Mujer rompe el molde como orgullosa soldadora

Luego de una separación, Sandra Araceli buscó un trabajo y lo halló en una empresa que fabrica tanques de gran tamaño. Reconoce que es una labor complicada, pero logró salvar su familia.

Publicidad
Publicidad

Enfermera de profesión, Sandra Araceli Martínez Delgado, se desempeña como soldadora en una empresa que fabrica tanques de almacenamiento de más de 5 mil litros.

Asegura que la necesidad económica la llevó a desarrollarse en este oficio del que ahora se siente orgullosa, pues está consciente de que son pocas las mujeres que lo realizan.

En la empresa para la que labora sólo dos mujeres están dedicadas a esta actividad.

[OBJECT]“En lo de enfermería metí solicitud en varios hospitales y después para cuidar enfermos y tampoco se me daba la oportunidad, metí en tiendas, fue difícil para mí encontrar trabajo”.

Madre de tres hijos, comenta que al atravesar una situación difícil, tras la separación de su esposo y la necesidad de sostener su hogar, la llevaron a buscar trabajo con el apoyo de su pequeña hija.

“Yo me separé de mi esposo y realmente era por eso que tenía la necesidad de encontrar un trabajo a la de ya, porque realmente mi hija dependía de mí y teníamos que salir las dos adelante”.

Comenta que por parte de la Presidencia Municipal de Gómez Palacio, se abrió un programa en el que se capacitaba a las mujeres y por acudir al curso de soldadura de Electrodo les daban una ayuda a las mujeres de 600 pesos, más el material.

Al terminar su capacitación, el profesor que lo impartió les informó sobre unas vacantes para mujeres soldadoras en una empresa ubicada en la zona Industrial de Gómez Palacio.

Lugar al que junto con otras dos compañeras acudieron, sin embargo, no fue fácil ya que las actividades que ahí se realizaban eran diferentes a lo que habían desarrollado en el curso.

“Entramos, pero yo con mucho nervio de, qué voy hacer, pero realmente la necesidad te hace hacer muchas cosas de las que realmente no te imaginas que eres capaz de hacer”.

Reconoce que el trabajo que desempeña es pesado, debido a que el curso que tomó era de electrodo que es de varilla y actualmente lo que maneja es el de argón, que son tanques de oxígeno.

Menciona que en la empresa se le brindó todo el apoyo y capacitación para adquirir nuevos conocimientos, de parte de sus compañeros recibió la ayuda necesaria.

[OBJECT]Por parte de su familia, señala que tuvo un gran apoyo, sin embargo su padre es quien ha estado en desacuerdo debido al tipo de labor y los riesgos que conlleva realizar esta actividad.

Al realizar un trabajo no tan común para las mujeres, señala, representa un orgullo, “realmente me sentí orgullosa de mí misma, porque me demostré que era capaz de hacer esto y muchísimo más”.

Su hija, fue parte fundamental para que ella permaneciera en este trabajo, en el cual tiene tres años, ya que por un lado le era difícil dejarla sola en casa y por otro, la necesidad económica que enfrentaban.

“Ella fue la que me hizo abrir los ojos y decirme, mamá ya deja de llorar, deja de sentirte como te sientes, yo estoy bien, vamos a salir adelante y deja de llorar, siéntete orgullosa porque ya tienes trabajo”, finalizó.

rcm

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.