Abandonan tres cuerpos en Coyuca de Benítez

Se trata de dos hombres y una mujer que fueron dejados dentro de una camioneta en la zona serrana de Pueblo Viejo. 

Coyuca de Benítez

Tres personas, entre ellos una mujer, fueron privados de la vida y sus cuerpos abandonados en una camioneta la madrugada del jueves en la parte media de la sierra de Coyuca de Benítez.

Los hechos ocurrieron en la comunidad serrana de Pueblo Viejo, aproximadamente a las 01:35 horas, al interior de una camioneta marca Chevrolet con placas de circulación del estado de Guerrero, se encontraron tres cadáveres.

De acuerdo con la carpeta ministerial se indica que en la unidad motriz estaban una mujer identificada como Martina Romero Martínez de 38 años de edad, y dos hombres a los que se identificaron como Aníbal Pastrana Gallardo de 48, y Alfredo Galeana Méndez de 45 años.

Los tres eran habitantes de la comunidad serrana de Paso Real, y presentaban de acuerdo con las autoridades del Ministerio Público y la Fiscalía Regional de Acapulco (FRA) disparos de arma de fuego en la cabeza y estaban atados de las manos con cuerdas y hacia atrás de la espalda.

Con relación a los hechos acudió al lugar del triple crimen el comisario de Pueblo Viejo, de esa localidad coyuquense, Juan Echeverría Fuentes, quien reveló el nombre de las tres víctimas.

Se indica que los disparos fueron realizados con armas de grueso calibre, presuntamente se utilizaron los fusiles de asalto conocidas como AK-47, en cada una de las tres víctimas, y a ellos les dejaron una cartulina con un mensaje.

“Esto les va a pasar a todos los extorsionadores, rateros que matan a inocentes y a todos los que andan con los Tecuchillo”. “Esto va para todas las lacras, ya están marcados mata inocentes”, Atentamente Guerrerenses.

Del mismo modo se informó que la banda de la familia Tecuchillo Pérez, son los presuntos responsables del triple crimen de los empleados de Liconsa ocurridos el 24 de abril del 2014.

Aunque las primeras investigaciones permitieron la captura de Orlando Tecuchillo Pérez, uno de los seis responsables a los que les imputan el delito de homicidio calificado en agravio de los tres empleados de Diconsa Gustavo Abarca Radilla, Héctor López Torres y Carlos López Sánchez, no hay más detenidos.