Van 600 casos de menores migrantes detectados en San Diego

Remedios Gómez Arnau, cónsul general de México en San Diego, dijo esa cifra corresponde a lo que va de 2014, mientras que el año pasado mil 200 menores cruzaron la frontera solos.
Los hijos de migrantes exigieron detener la deportación de indocumentados.
Hijos de migrantes cuyos padres han sido deportados. (Notimex)

San Diego, California

El Consulado de México en San Diego se mantiene atento ante la ola de menores de edad que han sido detenidos en su intento de llegar solos a Estados Unidos, aunque aseguran que estos casos han ido a la baja en la frontera entre Tijuana y San Diego.

Remedios Gómez Arnau, cónsul general de México en San Diego, señaló que en lo que va del año, se han detectado 600 casos de menores que fueron sorprendidos al cruzar la frontera, la mayoría de ellos, provenientes de Baja California.

El año pasado se registró un total de mil 200 menores no acompañados, mientras que al año de mayor afluencia fue 2005, con casi 5 mil menores.

En los últimos ocho meses, autoridades norteamericanas, han detectado cerca de 48 mil menores que han cruzado solos la frontera de México hacia Estados Unidos, un aumento del 92 por ciento, aunque la gran mayoría lo han hecho desde Arizona o Texas.

De dicho número, la menor proporción, corresponde a niños originarios de México, ya que en su mayoría provienen de Centroamérica.

"Este flujo ya más numeroso, básicamente está concentrado en aquella frontera. Aquí se ha seguido dando, pero lo que se refiere a los mexicanos ha ido bajando por San Diego, entonces no sería un tema de alarma en esta parte de la frontera", dijo.

Indicó que el consulado cuenta con una oficina de representación en la garita de San Ysidro, donde se entrevista a connacionales que atraviesan por esta situación y se evalúa su caso.

"Generalmente en el caso de los mexicanos no se presenta la problemática de que tienen que encontrarles un refugio, un lugar donde tengan que estar por mucho tiempo, porque en la mayoría de los casos hay un familiar que sí se puede localizar aquí y si no, los familiares están en México y se regresan rápidamente".

Si el menor cuenta con un padre que esté legamente en Estados Unidos, se le contacta para que sean reunificados, de lo contrario, pueden ser turnados a las autoridades del DIF en México, quienes se encargan de llevarlos a sus familiares.

Remedios Gómez Arnau indicó que son muchos los motivos que orillan a niños a intentar llegar a los Estados Unidos de esta manera.

"Un motivo muy importante es reunificarse con su familia, también por motivos de trabajo, que desean encontrar trabajo en el norte, que no se sienten a gusto en su casa, tienen pleitos, en general, varían los motivos".