CNDH inicia investigación por agresiones a menor de Ensenada

Los hechos fueron denunciados por personal del kínder donde acude el menor, al presentar lesiones en rostro, manos y diversas partes del cuerpo.
nIÑO MALTRATADO ENSENADA
El menor era maltratado por sus padres, los cuales fueron detenidos (Archivo) (Cortesía)

Ciudad de México

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos inició una investigación por presuntas violaciones a los derechos humanos cometidas en agravio de un niño de cuatro años de edad, víctima de maltrato físico en Ensenada, Baja California.

Los hechos fueron denunciados por personal docente del jardín de niños, al que asiste la víctima, ante las lesiones en rostro, manos y diversas partes del cuerpo que presentó el menor, quien, al ser cuestionado, expresó que le fueron ocasionadas por su padrastro, quien lo golpeó y le quemó las manos en una estufa de leña.

Conforme a la investigación efectuada por elementos de la Unidad Contra la Violencia Intrafamiliar de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Baja California, se identificó que el menor víctima tiene tres hermanas, de 6, 3 y 1 año de edad, hijas del presunto agresor, quienes también han sido objeto de maltrato físico.

Los cuatro niños fueron canalizados a un albergue temporal del DIF estatal. Visitadores adjuntos, peritos médico y psicólogo, se presentaron a la institución en que fueron puestos en custodia a los menores, a fin de certificar las condiciones en que se encuentran, verificar la atención que han recibido por parte de las autoridades competentes y ofrecerles el apoyo necesario de la CNDH.

La CNDH , consideró que no obstante que las niñas y los niños tienen reconocidos todos sus derechos, están expuestos a múltiples riegos que les impiden el ejercicio de sus derechos y del disfrute de una infancia tranquila, lo que pone en riesgo su desarrollo físico y mental, al ser por su condición de vulnerabilidad fácil objeto de actos violentos en su contra, en el ámbito familiar, social y escolar.

 Dada la trascendencia que los primeros años de vida tienen en los niños y niñas, tanto para su bienestar inmediato como para su futuro, el maltrato infantil puede provocar afectación psicológica, baja autoestima, ansiedad, daños físicos permanentes y, en casos extremos, la muerte de la víctima, indicó la CNDH.