Exhiben diversas contradicciones en el caso Tehuatlie

Imágenes en poder de MILENIO muestran al niño sujetando una manta en la protesta.
Decenas de personas acudieron al sepelio del menor.
Decenas de personas acudieron al sepelio del menor. (Andrés Lobato)

México y Puebla

Diversas contradicciones fueron exhibidas en la manifestación que derivó en un enfrentamiento entre elementos policiacos y pobladores de San Bernardo Chalchihuapan, ocurrido el pasado 9 de julio en dicha zona de Puebla, en el que murió un menor.

Incluso, esta protesta ya había sido advertida por Roxana Luna, diputada local del PRD, quien presuntamente organizó a los habitantes de este lugar para exigir regresar a esta comunidad el servicio de Registro Civil.

No obstante, de acuerdo con información proporcionada por autoridades estatales se revela que la manifestación se trató de una “acción premeditada y concertada para desestabilizar.

“Hace un año, la organización de Los de Abajo representada por Luna amenazó que habría un Atenco en Puebla”, explicó.

La legisladora local aseguró que el menor José Luis Tehuatlie Tamayo de 13 años, quien murió durante el enfrentamiento tras recibir un impacto supuestamente de una bala de goma, se dirigía a la escuela secundaria 16 Ricardo Flores Magón, en Atlixco.

Sin embargo, imágenes en poder de MILENIO muestran al menor sujetando una manta utilizada durante la protesta con la leyenda “En Chalchihuapan sabemos que el Sr. gobernador no cumple. Justicia”.

Además, en su declaración ministerial, Elia Tamayo Montes, madre de José Luis, afirmó que junto con su hijo se dirigía a “llevar comida a unos campos”.

“El día de hoy, 9 de julio de 2014, a las 15:00 horas, me dirigía con mi menor hijo de nombre José Luis Alberto Tehuatlie Tamayo, de 13 años de edad a llevar comida a unos campos que se encuentran cerca del puente de la autopista de San Bernardo Chalchihuapan”, declaró.

Asimismo, organizadores y diputados perredistas enfatizaron que la manifestación era pacífica, aunque diversos videos e imágenes exhiben a manifestantes armados con bombas molotov, canicas de metal, bidones de gasolina, palos, piedras y tubos de PVC para lanzar cohetones.

De igual forma, autoridades de Puebla reiteraron que en dicha entidad no se utilizan las balas de goma como confirmó la Sedena en el oficio 28003, proyectil con el que fue herido el menor y que le causó su deceso. “Los cohetones de los agresores sí pueden causar heridas de muerte”.

FUNERAL

El sepelio del menor se convirtió en un reclamo de justicia y una tribuna política.

En la explanada del gobierno de la junta auxiliar, familiares, habitantes y legisladores repudiaron la ley bala, política que, dijeron, se aplicó durante la refriega.

Frente al ataúd del menor, residentes de la región e integrantes de organizaciones sociales advirtieron que esta muerte no puede quedar impune.

Acusaron la responsabilidad del gobernador del estado, Rafael Moreno Valle por avalar el uso legítimo de la fuerza policiaca.

En la misa de cuerpo presente, el féretro fue rodeado de flores y veladoras, así como de cientos de habitantes de la comunidad.

Ahí, a un lado de la madre del niño, el senador perredista Luis Sánchez, advirtió que promoverá en el Congreso de la Unión un juicio político contra el gobernador de la entidad.

Sánchez también mostró las balas de goma que supuestamente se utilizaron en la refriega.

En tanto, la solicitud del gobernador para abrogar la llamada ley bala fue recibida en la sesión ordinaria del Congreso del Estado.