• Regístrate
Estás leyendo: Los voluntarios que cuidarán al Papa y a sus fieles
Comparte esta noticia
Viernes , 25.05.2018 / 03:19 Hoy

Los voluntarios que cuidarán al Papa y a sus fieles

El Equipo Laico al Servicio Pastoral estará a cargo de las vallas humanas que, de acuerdo con uno de sus organizadores, evitarán accidentes para que la visita del Papa sea alegre y de celebración. 



Publicidad
Publicidad

Notimex

Como parte del las labores en la que miles de católicos participarán para dar servicio y recibir al papa Francisco está la de la formación de vallas que resulta ser una tarea que va más allá de simplemente mantener el orden.

Así lo aseguró el joven Carlos Vergara quien es integrante de uno del Equipo Laico al Servicio Pastoral (ELSP) y que forma parte de los tantos grupos de formación especializada de laicos que colaboran con la Iglesia Católica.

En entrevista con Notimex el joven reveló que el ELSP participará en esta ocasión con más de mil 200 jóvenes a los que se sumarán también otros integrantes de diferentes edades en diversas actividades que no necesariamente serán de vallas.

Esto se debe a que el equipo de laicos es egresado de uno de los primeros institutos que se formaron a partir del llamado a los laicos emitido con los documentos de Vaticano II y que da lugar a los laicos como colaboradores de la Iglesia Católica.

A partir de 1972 y bajo la dirección de un laico llamado Vicente Martínez Vázquez se formó el ahora denominado ELSP, el cual requirió de un instituto que diera una formación profesional.

Esto finalmente llevó a Martínez Vázquez a establecer las bases que dieron origen al Instituto de Formación para Laicos al Servicio de la Pastoral Parroquial, mejor conocido como Escuela de Pastoral.

Carlos Vergara quien tendrá a su cargo a un grupo de jóvenes para hacer valla rumbo a la Catedral Metropolitana el sábado 13 de febrero, explicó que esta labor, "aunque aparentemente insignificante" implica un compromiso para laicos que son católicos y que participan activamente en la iglesia.

Explicó que al ser parte de los grupos laicos al servicio de la Iglesia Católica uno de los principales compromisos de evangelización que se tiene es el testimonio, de ahí la importancia de elaborar estas vallas.

Reconoció que participar en las actividades que tiene la Iglesia Católica le permite a los laicos cobrar conciencia de lo que verdaderamente se hace dentro la religión católica y de la difícil tarea que tiene la jerarquía de la Iglesia

De ahí que la experiencia que ha tenido al frente de grupos de jóvenes al servicio de la Pastoral no se ha limitado solo a la formación de vallas, sino a muchas otras actividades que implican orden y servicio en las diversas ceremonias religiosas.

Un ejemplo de ello, dijo, es la experiencia que ha adquirido al servicio de la Basílica de Guadalupe, donde inició colaborando en la tradicional celebración de la Virgen de Guadalupe con los servicios de orden que inician desde el 11 de diciembre.

Al compartir sus experiencias nos reveló que en aquella ocasión pudo comprobar lo importante que es ayudar a mantener el orden por los mismos laicos ya que la euforia y devoción del mismo pueblo pueden llevar a ocasionar accidentes.

En aquella ocasión su labor voluntaria comenzó con la formación de vallas para evitar que la gente pasara de forma desordenada a los confesionarios y permitir el libre tránsito del servicio médico.

"A partir de entonces me fui integrando a los demás servicios que han sido diversos y que me han dejado una clara idea de todo lo que hay que hacer dentro de la Iglesia Católica", dijo.

"No es sino hasta que te integras y comienzas a laborar al lado de tus párrocos que verdaderamente te das cuenta de toda la labor que hay que hacer, desde evangelización hasta servicios básicos, y es ahí donde los laicos tenemos un papel importante porque también formamos parte activa de la Iglesia", aseveró.

De sus vivencias en esta labor recuerda particularmente una ocasión en la que la misma gente, ansiosa por pasar a ver a "la Morenita del Tepeyac", incluso pasó por encima de las vallas formadas lo que en un momento pudo haber terminado en un accidente

En aquella ocasión llegaron elementos de la Policía Federal a reforzar las participación del ELSP al indicarle a la gente que no se podía pasar por ahí.

De ahí el verdadero valor de las vallas, ya que ayudan a evitar accidentes o tragedias de lo que por naturaleza debe ser un evento de alegría como la celebración a la Virgen de Guadalupe o en este caso la visita del Sumo Pontífice.

El servicio del ELSP iniciará el sábado desde las 04:00 o 05:00.

Ante ello, Carlos Vergara hace un llamado a la población a seguir las indicaciones de quienes laboran en las vallas y en las diferentes comisiones de orden, quienes podrán ser identificados plenamente por playeras hechas especialmente para esta ocasión.

En particular el ELSP a quienes muchos llaman cariñosamente Escuela de Pastoral por el instituto del que egresaron, podrán ser identificados además por el crucifijo que llevan y en el que se encuentra el Buen Pastor y la leyenda "Ser Luz y Sal", "Reunir y Servir".

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.