• Regístrate
Estás leyendo: Lluvias, un daño que aumenta mientras la ciudad se expande
Comparte esta noticia
Domingo , 27.05.2018 / 13:49 Hoy

Lluvias, un daño que aumenta mientras la ciudad se expande

La solución del SIAPA no es integral pero sí es cara, advierte experto en desastres; eventos se han multiplicado por siete desde 1990.

Publicidad
Publicidad

Agustín del Castillo

El 16 de julio de 1874, "desde las cuatro y media de la tarde, se desató una terrible tormenta que duró hasta las 10 de la noche. Las calles se convirtieron en ríos. El agua de la presa El Rosario salvó los diques, inundando una gran extensión del campo. En el acueducto se hundieron muchos pozos. En la plaza de armas, se derramaba el agua sobre el cono cañeduno, para convertir las banquetas de la misma plaza en lagos".

Esta es una referencia periodística recuperada en la publicación Desastres agrícolas en México: catálogo histórico (volumen 2), de Virginia García Acosta, ‎Juan Manuel Pérez Zevallos, ‎América Molina del Villar. El Rosario, que todavía en los años sesenta del siglo XX era una demarcación rural, se ha sumado hoy a la gran conurbación. Y no desparecieron las tormentas intensas. Lo que sí fue borrado en el siglo y medio posterior al diluvio relatado, fue el territorio natural.

"Ciertas zonas del área metropolitana de Guadalajara [AMG] se anegan durante el temporal y causan daños a la propiedad y la integridad física de las personas. El problema se presenta en todas las superficies urbanas del planeta por causas muy similares: la urbanización y el mal manejo del ciclo natural del agua y del entorno físico. En el caso específico del AMG, las causas de orden natural derivan de que no se respetó el ciclo natural del agua; de orden urbano, que las urbanizaciones y algunas grandes edificaciones no respetaron la topografía urbana y se construyó sobre las subcuencas, los arroyos, junto a las laderas de las barrancas y en las zonas de infiltración subterránea, además de los efectos de la pavimentación en la impermeabilización del suelo, que hace que la superficie se sature de agua en pocos minutos en una tormenta extrema", refiere el director técnico del SIAPA, Alejandro Gutiérrez Moreno.

Así, agrega, "los arroyos principales y afluentes secundarios se convirtieron en avenidas que alojan miles de kilómetros de redes de drenaje y colectores", pero "no toda el agua pluvial se desaloja mediante la red de tubería que llega a trabajar con aguas combinadas, el recorrido del agua se vuelve lento y dañino como resultado de que la capacidad física no es suficiente para los volúmenes pluviales".

Los estudios del equipo de trabajo que lidera el geógrafo Luis Valdivia Ornelas, de la UdeG, marcan el entubamiento del río San Juan de Dios a principios del siglo XX y la urbanización del arroyo El Arenal, más de medio siglo después, como referentes que después se aplicaron en todas las modificaciones al sistema de cauces de la hoy metrópolis.

"Impermeabilizando y compactando el suelo ha modificado severamente la repartición de los componentes del balance hidrológico, en particular la relación infiltración–escurrimiento–velocidad y el sistema de conducción, lo que provoca que ahora sean las calles por donde tiende el agua a dirigirse, con los problemas y riesgos para la población", apuntaba el catedrático en una conferencia sobre el tema, en junio de 2013.

"Los reportes que tenemos de los últimos diez años indican que hay un promedio de 80 eventos de inundación severa cada año, arriba de 35 a 40 centímetros [...] tenemos desbordes de canales, de cuerpos de agua, de colectores, anegamientos en zonas bajas y pasos a desnivel. Nos damos cuenta de que cada vez circula más agua en las calles, y a mayor velocidad; por lo tanto, hay más peligro".

"El impacto de todo este panorama afecta de manera primordial en los servicios urbanos. Cuando esto sucede surgen múltiples problemas en los servicios de luz, lo que genera problemas graves en la movilidad urbana. Llegan a colapsarse amplios sectores del tránsito vehicular y se incrementan 30 por ciento los accidentes viales. Hay retrasos en la población cuando se dirige a sus sitios de destino y esto trae gastos importantes a los habitantes, amén de los riesgos". Alguna vez, cuando el territorio no había sido alterado de forma significativa, llegaba a infiltrarse de 70 a 85 por ciento del agua precipitada, lo que surtía al acuífero que fue fuente de abasto única de la ciudad hasta 1955. Hoy la relación se ha invertido.

Valdivia Ornelas sostiene que la visión casi restringida a la ingeniería que ha tenido el SIAPA provoca que las soluciones sean costosas y paradójicamente insuficientes.

"Normalmente lo ven como un asunto de colectores, aunque últimamente han incorporado la visión de retener el agua [...] yo creo que ha faltado verlo de modo más integral, más preventivo, trabajar mucho en las partes altas para evitar que esa agua baje en los volúmenes que puede hacerlo y causar grandes desastres, se necesita recuperar las capacidades naturales para que el agua reduzca el riesgo que produce".

Es decir, tubos, colectores, depósitos, pero los urbanizadores no son sujetos de control en las partes altas, que es donde en el pasado, el agua se retenía de forma natural sobre un suelo que se nutría del temporal. "Es necesario conocer los cambios espacio-temporales del cauce, la cuenca hidrográfica y sus implicaciones en el cambio del régimen fluvial. Habría que determinar el tamaño adecuado de colector, pero sobre todo, se deben implementar soluciones ambientales, como la reapertura de espacios de captación y conducción de agua a cielo abierto, y la reforestación de áreas verdes".

Hace 20 años, el SIAPA determinaba 70 zonas inundables en la mancha urbana. Esta creció exponencialmente (más del doble desde 1995). Ahora se han registrado unos 350 puntos.

Pero sin duda, en sus años decimonónicos, una ciudad que sólo sumaba algunos centenares de hectáreas, ya vivía las inclemencias del temporal. Es un aviso, que como El dios pardo de Los cuatro cuartetos de Eliot, fue olvidado: El 4 de junio de 1875, "cayó una terrible tormenta de granizo cerca de Cajititlán, que destruyó algunas arboledas y mató cerca de 200 animales de ganado vacuno y lanar", señala el recuento arriba referido. Cajititlán, antes hogar de algunos centenares de vecinos, es hoy uno de los extremos del AMG, donde las huellas de la urbanización, el cemento, y la tortura inducida a la hidrografía causan estragos a sus populosas comunidades humanas.

Claves

Algunos datos

1,000 millones de pesos se calcula el daño patrimonial por lluvias cada año en la AMG

350 puntos de inundación detectados por expertos de Geografía de la UdeG

800 millones de pesos invierte este año el SIAPA en atender zonas de mayor inundación

Claves

Cruceros más peligrosos

1.- Lázaro Cárdenas y Mariano Otero
2.- Niños Héroes cerca del centro de Tlaquepaque
3.- López Mateos y Mariano Otero
4.- Circunvalación División del Norte y Félix Palavicini

5.- Av. México y López Mateos

6.- López de Legazpi, desde Gob. Curiel hasta 8 de Julio
7.- Niños Héroes e Inglaterra
8.- La calle Pípila, entre Hospital y Juan Álvarez
9.- Conchita y López Mateos
10-Mariano Otero y Topacio

* Sólo en la zona más consolidada de la ciudad: Guadalajara, Zapopan, Tlaquepaque y Tonalá

Zapopan y SIAPA buscan la incorporación de 65 colonias

El Ayuntamiento de Zapopan y el SIAPA, anunciaron ayer que buscarán integrar al sistema metropolitano el abastecimiento de 65 colonias y comunidades de ese municipio, con 80 mil habitantes, aproximadamente 7 por ciento del total de la demarcación.

En conferencia de prensa, el presidente municipal Pablo Lemus Navarro, el presidente del consejo de administración del SIAPA, Francisco Ayón López, y el director del organismo operador, Aristeo Mejía Durán, señalaron que la conformación de un solo sistema cambia la escala y permite más solidez, ahorros y eficiencias en el servicio, lo que demanda toda ciudad de las dimensiones de Guadalajara.

Se espera que esta integración se logre en dos meses. "Estábamos generando una duplicidad de organismos operadores del agua. Tenemos el Sistema Intermunicipal de los Servicios de Agua Potable y Alcantarillado que es el organismo en el cual nos debemos de adherir los municipios que estamos aquí trabajando, pero resulta que se aprobaba un fraccionamiento aquí en equis parte del municipio, y se aprobaban pozos de agua, y entonces el municipio ni siquiera tiene la capacidad de cobrar, ni de gestionar, ni de suministrar agua suficiente y nos creaba muchísimos problemas", subrayó Lemus Navarro

Aseguró: "No se vuelve a construir un solo fraccionamiento en Zapopan que no tenga conexión al SIAPA, si lo quieren construir cerca o lo quieren construir lejos, tendrán que pagar su conexión. Y lo segundo, incorporar las colonias que durante décadas estaban reclamando el suministro de agua".

Mejía Durán indicó que esas 65 colonias no cuentan con un abastecimiento continuo. La primera etapa del proceso será con 16 asentamientos; "de esas 16 líneas, Zapopan realizó la construcción de una línea de 10 pulgadas directamente del macrotanque del Colli para abastecerlas". Las 65 colonias tienen 19,352 cuentas, para redondear en 80 mil moradores beneficiados.

Claves

Primera etapa

• Jardines de Santa Ana
• La Cañada
• Condominio Cristal
• Rinconada del Iris
• Rincón de Bugambilias
• Nimbus Habitat
• Parque de Las Azaleas
• El Arroyo
• Los Agaves
• Los Patos
• Rinconada de Santa Ana
• Misión Santa Ana
• Pórtico
• Hacienda Jacaranda
• Condominio San Jorge
• Villa Dorada

Segunda etapa

• El Fortín
• Lomas del Fortín
• Bosque Real
• Parque Arrayanes
• Le Parc
• Los Colorines
• El Fuerte
• Monte Verde I, II y III
• Natura Bosque Residencial I y II
• Valle de San Nicolás
• Misión La Floresta I, II y III
• Ciudad Valle de San Nicolás
• Praderas de la Primavera
• Villas de Otero
• Residencial La Peña
• Real de Tesistán
• Poblado de Tesistán
• Las Agujas
• Villas de Tesistán
• San Francisco La Bola
• Parques de Tesistán
• San Francisco
• Las Joyitas
• Cristo Rey
• Lago Real
• Misión Capistrano

Tercera etapa

• Condominio Los Higos
• La Haciendita
• Coto Jardinado Santa Ana
• Villa Los Tules
• Los Mirasoles
• Las Yucas
• Abedul
• Las Limas
• Azaleas Bugambilias
• La Avellana
• La Agrícola
• El Briseño
• Miguel de la Madrid
• Fco. Sarabia Oriente y Poniente
• Paseos del Briseño
• Los Cedros Residencial
• La Enramada
• Jardines de los Pinos
• Residencial Galeana
• Joya de Bugambilias
• Bugambilias Country


SRN

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.