• Regístrate
Estás leyendo: Limitan la vida silvestre urbana: Perezgasga
Comparte esta noticia
Miércoles , 17.10.2018 / 22:19 Hoy

Limitan la vida silvestre urbana: Perezgasga

El académico, ambientalista y activista dijo que falta orden al Bosque Venustiano Carranza, que carece de árboles y un entorno más amable para las otras especies animales que ahí viven.

Publicidad
Publicidad

Aunque la intención de tener lugares verdes en la ciudad es un hecho, también es un hecho que al menos en el Bosque Venustiano Carranza, cada vez hay más construcciones.

El pentatlón, el club de corredores, el Museo, y otros más, son algunos de los espacios que merman la presencia de árboles y que también limitan la vida silvestre urbana.

Otra cuestión es que está prohibido ingresar perros al Bosque, pero es frecuente que los paseantes los lleven. Las ardillas se dejan ver poco, pero ahí están y una de ellas salió de su madriguera, gordita y con la cola peluda, probablemente de la especie Otospermophilus Variegatus.

Podría ser presa fácil de un cánido, de un gato posiblemente no por el tamaño. Y cada vez está más ralo el espacio que debería albergar árboles o plantas, de un Bosque al que sólo le queda el nombre y al que poco a poco van dejando más pelón.

Incluso las palmas que hay por ahí, se han visto afectadas, entre otras cosas por una plaga nueva. Desde luego también por la búsqueda de adaptar el Bosque a la gente y no al revés.[OBJECT]

"Hay cosas que no advierte la gente. Tienes esa palma como la washingtonia que es la que hay en la Morelos, aquella es la canaria de hojas largas, y descubrimos una palma que es especie mexicana de la costa, la palma Sabal Mexicana que está muriendo por una enfermedad que se llama amarillamiento letal de las palmas", dijo Francisco.

A las washingtonia, que son como las de la Morelos, no les afecta tanto, pero si a la Sabal y varias ya están muertas, en puntos diversos de la ciudad, sin poderlo frenar.

Es una enfermedad que se transmite por un insecto, a través de fitoplasma. En San Luis Potosí y Miami, Florida la enfermedad se acabó casi todas las palmas y como el nombre lo dice, se ponen amarillas y luego se secan todas.

"Imagínate a la Morelos sin palmas, la dirección de Susana Estens ha descubierto que a la washingtonia no le pega tanto, pero ya la Dirección de Medio Ambiente se ha preocupado por el problema", dijo Francisco Valdés.

Aquí hay cuadrillas que se encargan de la limpieza del lugar. También hay botes de basura que no obstante, muchas veces son ignorados supinamente por los paseantes que prefieren poner su basura en el piso.

Falta orden al Bosque. Le faltan árboles y un entorno más amable para las otras especies animales que ahí viven, conviven y que hacen de la región un lugar mejor para todos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.