Denuncia a diputada de Guerrero por violar el Estado laico

Grupos de feministas, encabezados por María Luisa Garfias acusaron a la priista Julieta Fernández de participar en ceremonias religiosas. 
La diputada priista Julieta Fernández Márquez, es esposa del diputado federal, Manuel Añorve.
La diputada priista Julieta Fernández Márquez, es esposa del diputado federal, Manuel Añorve. (Facebook)

Chilpancingo

Feministas de Guerrero presentaron una denuncia ante la Subsecretaría de Asuntos Religiosos del Gobierno estatal contra la diputada priista Julieta Fernández Márquez; la acusan de violar al Estado laico al encabezar ritos religiosos en las instalaciones del Congreso local.

Al menos 20 personas, entre mujeres y hombres de diferentes organizaciones acudieron este martes a las instalaciones de la Secretaría General de Gobierno, liderados por la feminista María Luisa Garfias Marín, integrante de la Red Nacional por los Derechos Sexuales y Reproductivos (Deser).

Presentaron un expediente que contenía pruebas de la participación de la diputada Fernández Márquez en ceremonias religiosas, como recortes de periódicos, fotocopias de credenciales de 50 personas que respaldaban la denuncia.

En entrevista, Garfias Marín reprochó que hasta el momento ningún diputado haya condenado la actitud que Fernández ha tomado en el tema de la iniciativa que envió el gobernador Angel Aguirre Rivero, que contempla la despenalización del aborto.

"El mensaje que están enviando es que nuevamente en las decisiones políticas está interviniendo la iglesia, con esto, es la jerarquía católica la que está decidiendo las políticas de gobierno", opinó.

Expresó que la diputada ha violado los artículos 1, 3, 25 y 29 de la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público, donde se expresa de manera general que el Estado no podrá establecer ningún tipo de preferencia o privilegio a favor de alguna religión.

No desechó la posibilidad de que la denuncia no trascienda y que la esposa del vicecoordinador de la bancada priista en la Cámara baja, Manuel Añorve Baños sea desechada "hay tanta complicidad que puede ser que ni caso nos hagan", aseveró.

Expresó que no aceptará disculpas públicas por parte de la diputada "de eso no se trata, se trata de un Estado de derecho, de un Estado laico que costó sangre a miles de mexicanos y mexicanas para que no fuera la jerarquía católica quien en sus manos tuviera la vida política de este país", abundó.

Lo anterior ocurre después de que se captara a la Diputada priista participando en cultos  en el estacionamiento del Congreso, acompañando las oraciones de pastores de la iglesia cristiana, por quienes ella intercedió para que se metieran hasta los cubículos de los 46 diputados para entregar oficios intimidatorios.

La diputada Fernández también es acusada de ser quien está detrás de los movimientos en plazas públicas contra el aborto.

Anticipó que en caso de que los diputados locales desechen la iniciativa en el Pleno, los movimientos de mujeres feministas recurrirán al amparo ante los tribunales federales, que en el 2008 resolvieron que un feto no podía considerarse como un humano, por lo que las mujeres tiene en el derecho de decidir sobre su cuerpo.

Así mismo, citó que desde la Corte Interamericana de los Derechos Humanos (Coidh) se han hecho recomendaciones a los países que la integran para que legislen a favor de los derechos sexuales y reproductivos.

La denuncia fue recibida de manera personal por el  subsecretario Jorge Alberto González Rivero, quien la envió este día a la Secretaría de Gobernación federal.

De acuerdo a la ley, las sanciones pueden ir desde apercibimiento hasta el pago de multa de hasta 20 mil días de salario mínimo.