Irrumpen normalistas en Secretaría de Educación de Guerrero

Egresados de las nueve normales de la entidad quemaron documentos oficiales para exigir la renuncia del subsecretario de Administración y Finanzas, Diego Díaz Padua.
Normalistas quemaron documentos oficiales para exigir la renuncia del secretario de Educación estatal, Diego Díaz Padua.
Normalistas quemaron documentos oficiales para exigir la renuncia del secretario de Educación estatal, Diego Díaz Padua. (Rogelio Agustín Esteban)

Chilpancingo, Guerrero

Egresados de nueve normales públicas de Guerrero irrumpieron en la Coordinación de Administración y Finanzas de la Secretaría de Educación Guerrero (SEG), desalojaron al personal y quemaron documentos oficiales, para exigir la renuncia del titular de dicha área, Diego Díaz Padua, a quien acusaron de no cumplir acuerdos.

Alrededor de las 11:00 horas los estudiantes irrumpieron en las instalaciones de la Coordinación de Finanzas de la SEG y solicitaron que los trabajadores que se retiraran porque realizarían una actividad de protesta.

Los inconformes dijeron estar molestos porque ya son muchas las reuniones y las minutas firmadas con los responsables del sector, sin que hasta el momento las mismas se traduzcan en resultados.

"No se nos resuelve porque dicen que el estado ha sido rebasado por la federación; nosotros queremos hacer un llamado para solicitar la salida del subsecretario de Administración y Finanzas, Diego Díaz Padua, porque es el que siempre nos ha puesto trabas", afirmaron los dirigentes.

Los egresados solicitaron que se haga efectiva la política anunciada por el gobernador Rogelio Ortega, quien de manera reiterada ha sostenido que su política es de apertura y dialogo con las organizaciones sociales.

Afirmaron que como egresados normalistas se han mantenido juntos y han ponderado la vía del diálogo para solicitar la solución a sus demandas, "sin embargo, los funcionarios de la SEG no atienden los problemas si no es bajo presión".

"Ellos nos orillan a impulsar acciones un poco radicales, por eso les decimos que esta es una de las primeras acciones que van encaminadas a reclamar la solución a nuestra petición de plazas", aseguraron.

El movimiento de los egresados de las nueve normales públicas comenzó desde agosto de 2014, casi un mes antes de que se suscitaran los hechos del 26 de septiembre en Iguala de la Independencia.

Al principio reclamaban la asignación de 700 plazas, hoy piden la asignación de 126, que son los que se mantienen dentro del frente de egresados.