• Regístrate
Estás leyendo: Incomunicación recrudece conflictos laborales: JLCA
Comparte esta noticia
Lunes , 15.10.2018 / 13:05 Hoy

Incomunicación recrudece conflictos laborales: JLCA

El presidente Francisco Javier Ramos Jiménez explica que las disputas pueden derivar no sólo en el paro de actividades, sino en el cierre total de las operaciones de una empresa.

Publicidad
Publicidad

La falta de una buena comunicación entre las áreas de Recursos Humanos y los trabajadores, generan conflictos que pueden derivar no sólo en el paro de laborales, sino en el cierre total de las operaciones de una empresa, señaló Francisco Javier Ramos Jiménez, presidente de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCA) de Torreón.

Destacó la necesidad de que se trabaje en estrechar los vínculos para que se conozcan las necesidades de los colaboradores y evitar que se perjudique su integridad y a la empresa misma con problemas que pueden tardar tiempo en conciliarse.

Entre otros casos, conflictos laborales como el de Cableados del Norte o la maquiladora Libra, entre otras, dan muestra particularmente, de que el sector industrial está pasando por un periodo de crisis que viene a afectar la dinámica productiva de distintas empresas en la región lagunera.[OBJECT]

Ramos Jiménez expuso que en algunas ocasiones surgen sujetos que buscan únicamente un interés personal, más que el beneficio gremial de los trabajadores.

"A veces los mismos directores de Recursos Humanos, o quizás los mismos sindicatos, no hacen el trabajo que deben, el acercamiento con la gente, el sentir que forman parte de la empresa".

Recordó que existe un programa en la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) bajo el nombre de “Empresa incluyente”, pues en muchas compañías, los colaboradores conviven más con los compañeros de trabajo que con la misma familia.

Por lo que este proyecto está enfocado a que sientan el compromiso del estímulo y de la retribución económica correspondiente a su jornada laboral y a su trabajo.

“Es cuestión de escuchar y apoyar al trabajador y de esta manera la persona puede tener altos niveles de productividad, la falta de comunicación está derivando en problemas de caída en los niveles de productividad laboral y malos entendidos”.

No descartó que haya empresas que sometan a sus colaboradores a horarios y/o condiciones generales de trabajo malas, aún y que por ley, la jornada laboral debe ser de 48 horas a la semana, o más si se llega a un acuerdo entre el trabajador y la compañía.

Si bien señaló que los conflictos laborales suscitados al interior de las empresas son importantes, no resultan realmente significativos por el conteo general de expedientes que maneja la Junta Local de Conciliación y Arbitraje en la región Laguna de Coahuila.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.