Fuego consume 100 hectáreas del cerro de La Cruz, en Michoacán

El cerro de la Tenencia de Jicalán fue arrasado lo completo por el fuego, donde cerca de 15 hectáreas fueron consumidas por las llamas. 

Uruapan

Más de 100 hectáreas de bosque se encuentran bajo fuego en el Cerro de La Cruz, a 24 horas de haber iniciado el siniestro que aparentemente fue provocado por personas que se dieron a la fuga.

Decenas de brigadistas, elementos de bomberos y personas voluntarias continuaban luchando contra el fuego que comenzó desde el mediodía del miércoles, el cual encontraba bajo control, según informes del Gobierno de Michoacán.

Cerca de las 14 horas de ayer inició un incendio en el cerro de Jicalán, por lo que inmediatamente comenzó a gestionarse el apoyo aéreo a la Secretaría de Gobierno del estado.

Las rachas de viento ocasionaron que el fuego se propagara rápidamente y a las 22 horas se reportaba que eran al menos 100 hectáreas de bosque bajo fuego.

Las llamas continúan arrasando el bosque del Cerro de La Cruz, en tanto el cerro de la Tenencia de Jicalán fue arrasado lo completo por el fuego, donde cerca de 15 hectáreas fueron consumidas por las llamas.

La Secretaría de Gobierno, a través de la Coordinación Estatal de Protección Civil, ha dispuesto de medidas a fin de resguardar a la población de Uruapan, así como de los municipios circunvecinos; a la vez, de manera coordinada con las instancias municipales y federales, ha dispuesto de un operativo especial para atender la contingencia.

A decir del coordinador estatal de PC, Pedro Carlos Mandujano Vázquez, se ha podido establecer un esquema de colaboración con el Ayuntamiento de Uruapan y las delegaciones federales.

El Gobierno del Estado, a través de la Comisión Forestal y con el apoyo de más de 300 personas que participan en el combate al incendio, ha trabajado desde horas atrás para poder responder al suceso y con ello generar los menos daños posibles.

La Secretaría de Gobierno, a través de la Coordinación Estatal de Protección Civil, hace un llamado a la población para extremar precauciones, principalmente con niños, adultos mayores y personas con padecimientos en pulmones y ojos.

El birgadista Eduardo Goméz Gaspar logró captar el momento en que el incendio pasó del lado derecho, al lado izquierdo, haciendo que corrieran todos los que estaban apoyando en las labores para apagar las llamas.