La Montaña de Guerrero, zona de mayor riesgo por "Marty"

El coordinador nacional de Protección Civil advirtió que las lluvias podrían provocar deslaves. Los ríos San Jerónimo, Coyuca y Atoyac están en riesgo de desbordarse, informaron autoridades estatales.

Ciudad de México

La región de la Montaña de Guerrero es la principal zona de alerta por la presencia de la tormenta tropical "Marty", ya que hay riesgo de deslaves por las lluvias, informó el coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente.

"Nuestra preocupación básica es la zona de la montaña", dijo en entrevista con Adela Micha en Grupo Imagen.

"En este momento no tengo reportes mayores de lluvia por la noche, lluvia por la mañana, nada fuerte hasta el momento, pero sí el crecimiento de los ríos", señaló.

Puente dijo que personal de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación resguarda la zona, en coordinación con la Secretaría de Marina, la Policía Federal y la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

El secretario de Protección Civil estatal, Raúl Miliani, informó que están en riesgo de desbordarse los ríos San Jerónimo, Coyuca y Atoyca.

En entrevista con Magda González en Milenio Televisión, explicó que el muro de contención del río San Jerónimo tiene fisuras, "estamos hablando que si este río llega a desbordar son alrededor de 20 mil personas que pueden estar afectadas. Si hay un desborde completo por la ruptura del bordo tendríamos aisladas 30 mil personas".

Indicó que autoridades de la Comisión Nacional de Agua valorarán hoy las fisuras del muro del río, que en 2013 se desbordó.

Agregó que los ríos Coyuca y Atoyac también están en riesgo de desbordamiento, por lo que se está valorando la evacuación de las familias.

El secretario de Protección Civil estatal dijo que "Marty" ha dejado hasta el momento una persona lesionada, debido a la caída de una palmera sobre un vehículo, y siete derrumbes en carreteras, el más reciente en la región de la Montaña, sin que haya comunidades incomunicadas.

También se han caído tres bardas, dos en Chilpancingo y otra en Tecpan de Galeana.

Las clases siguen suspendidas y el puerto está cerrado a la navegación.