Astudillo buscará que ‘halconeo’ sea delito grave

El gobernador de Guerrero dijo que promoverá una iniciativa para reformar el Código Penal y que se endurezcan las penalizaciones por cometer este delito.
El gobernador de Guerrero hizo una visita al municipio de Cutzamala como parte de su gira por Tierra Caliente.
Ayer, el gobernador de Guerrero hizo una visita al municipio de Cutzamala como parte de su gira por Tierra Caliente. (Rogelio Agustín )

Guerrero

Luego de la reunión que tuvo con presidentes municipales de la región de la Tierra Caliente, el gobernador Héctor Astudillo Flores anticipó que promoverá una iniciativa de reforma al Código Penal para que el "halconeo" sea tipificado como delito grave.

En Chilpancingo, el jefe del Ejecutivo local manifestó respeto por el trabajo que realiza el Poder Legislativo de Guerrero, pero también señaló que hay asuntos que habrá de impulsar para canalizar algunas inquietudes que le han expresado diferentes actores sociales.

Dijo que ayer en una gira de trabajo por la Tierra Caliente tuvo la oportunidad de dialogar con los alcaldes de la región, quienes le hicieron ver lo complicado que es trabajar para ellos ante el seguimiento permanente de los informantes del crimen organizado, a los que se conoce más con el sobrenombre de "halcones".

"Hay situaciones que platicamos en Tierra Caliente, en relación a que los halcones los detienen y los sueltan, en este asunto existe la tipificación pero es muy suave su penalización", dijo.

Derivado de dicha información, manifestó que ha considerado la posibilidad de pedir que se revise la penalización, para que se tipifique como delito grave y se sanciones con más severidad a quienes se ofrecen para trabajar como informantes.

Aunque no anticipó el tiempo en que habrá de solicitar que dicho asunto se analice en el Poder legislativo, si ratificó la convicción en el sentido de que las sanciones deben incrementarse, para que se inhiba la participación de jóvenes y adultos en dicha labor, que en muchos casos, representa el primer eslabón en la cadena de "trabajos" que se realizan en las organizaciones criminales.