Alertan por alto riesgo de explosiones en Oaxaca

El titular de Protección Civil estatal, Felipe Reyna, informó que en la entidad se han reportado 400 casos de fugas de gas.

Oaxaca

En Oaxaca se han reportado un total de  400 casos de fugas de gas en tomas domiciliarias, -ubicadas en restaurantes, hospitales y departamentos-,  tres de los cuales terminaron en flamazos y un caso más generó que se aplicara un protocolo de evacuación por riesgo de intoxicaciones, confirmó el Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC).

El titular del organismo Felipe Reyna, aceptó que Oaxaca es una  bomba de tiempo porque existe un alto riesgo de explosiones y de intoxicaciones por fuga de gas, ya que no hay quien regule y haga valer la norma federal para poner en cintura a los concesionarios del servicio, aceptaron autoridades estatales en materia de protección civil.

En ese sentido, el director del cuerpo de Bomberos, Manuel Maza Sánchez, sostuvo que el riesgo por la no aplicación de la norma en materia de uso de tanques estacionarios de gas en tomas domiciliarias es permanente en Oaxaca.

“El año pasado brigadistas del Instituto Estatal de Protección Civil y del cuerpo de bomberos atendimos un total de 300 casos de fuga, y este año hemos acudido a resolver 48 casos, la mayor parte registrados en la zona metropolitana y área conurbada a la Ciudad de Oaxaca”.

Detalló que en la mayoría se han detectado irregularidades por uso de material inadecuado o falta de pericia de los operadores, que no sellan sus válvulas o no utilizan la herramienta adecuada.

También hemos detectado que no hay quien restringa el paso de unidades de carga pesada, con doble remolque o doble salchicha, cuyo paso debería no permitirse en zonas de alta concentración poblacional.

Maza Sánchez indicó que a nivel local deberían ser los municipios a través de sus regidurías de comercio, mercados y protección civil, los avocados a velar porque se cumpla con la norma en el uso de tanques estacionarios en comercios establecidos, sin embargo este tema es letra muerta.

Puntualizó que a nivel federal la instancia responsable de regular y vigilar que se aplique la norma es la Secretaria de Energía, que lamentablemente no tiene delegación estatal, lo que causa que Oaxaca sea un paraíso para la operación de empresas ilegales o clandestinas.

48 fugas durante 2015

En lo que va del 2015, en la zona urbana de la ciudad de Oaxaca, principalmente en el centro histórico, se han reportado unos 48 casos de fugas de gas.

Este viernes los cuerpos de emergencia atendieron una fuga de gas en un tanque estacionario localizado en el restaurante “La Capilla” de la Villa de Zaachila.

El año pasado a finales del mes de diciembre se reportó un flamazo causado por una falla en un tanque de gas estacionario ubicado en una zona de departamentos en el fraccionamiento “El Retiro”.

El gas se acumuló en un cubo del edificio y una chispa imprudencial causó un flamazo que afectó dos niveles.

Otro caso  grave se reportó en la colonia Reforma, cuando una válvula mal sellada en una lavandería generó una fuga de gas, por lo que se evacuó una guardería y un edificio.

Según el Instituto Estatal de Protección Civil de Oaxaca (IEPC), en el territorio estatal operan unas 10 empresas locales abastecedoras de gas estacionarios y portátiles, sin embargo, se detectó la operación de 5 empresas gaseras que carecen de permisos y que actúan de forma clandestina.

También hay una denuncia respecto al ingreso a territorio de Oaxaca de una serie de empresas gaseras provenientes de Chiapas, Puebla y Guerrero que ofrecen el servicio de abasto de combustible a tanques estacionarios de la zona del Istmo de Tehuantepec, la Cuenca y  la Costa sin la menor regulación, aprovechando que a nivel local no hay organismos verificadores de la norma.