Revisarán exámenes de admisión de la Universidad de Guerrero

El rector, Javier Saldaña Almazán explicó que se ha dialogado y acordado con padres de familia y las autoridades universitarias aceptar los resultados. 

Acapulco

Para evitar que haya protestas y manifestaciones de inconformidad por los aspirantes a una matrícula en la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro) acordaron revisar los resultados de los exámenes de Ceneval.

En la revisión de los resultados de los exámenes participarán un notario público, representante de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos (CODDHUM) de Guerrero, medios de comunicación y autoridades de la máxima casa de estudios en la entidad.

Lo anterior fue informado por el rector de la UAGro, Javier Saldaña Almazán quien explicó que se ha dialogado y acordado con padres de familia y las autoridades universitarias aceptar los resultados del examen de admisión a las diferentes unidades académicas del nivel superior.

"El consejo de la universidad, aprobó una nueva ampliacion de fichas para las unidades académicas de dar oportunidad a los aspirantes para tener derecho a examen del Coneval

"Una vez calificados en México los exámenes los resultados serán abiertos aquí, frente a maestros, derechos humanos, notario y medio de comunicacion", adelantó, Saldaña Almazan.

Lo anterior dijo el rector para evitar conflictos como los ocurridos durante el año pasado con los aspirantes de las áreas de enfermería, medicina, entre otros centros educativos de la UAGro, que realizaron protestas.

También detalló que sólo el cinco por ciento de los aspirantes a un espacio en la UAGro, serán para hijos de trabajadores de la máxima casa de estudios, así como un 10 por ciento para indígenas.

Aclaró que el porcentaje solo permitirá el acceso a quienes tengan los mejores promedios y en el caso de los indígenas habrán de competir entre ellos mismos por los espacios en las áreas para las que concurren, dijo Javier Saldaña.

Reveló que de los 22 alumnos que estuvieron en una protesta en la Diana por más de cien días y que se les entregaron becas para la universidad Hipócrates en las áreas de la salud, solo dos siguen estudiando.