Un enfermo mental ‘litiga’ contra el gobierno estatal... y gana

Autoridades locales deberán construir un hospital psiquiátrico, luego haberle negado atención a Renato, un hombre desequilibrado que deambula por la capital del estado; un despacho interpuso el ...
En la entidad hay más de 60 mil personas con trastornos y solo 11 psiquiatras.
En la entidad hay más de 60 mil personas con trastornos y solo 11 psiquiatras. (Especial)

Nayarit

El caso de Renato Martínez Lara inició lo que puede ser la solución para miles de enfermos mentales que deambulan por las calles de Nayarit: crear un hospital especializado.

Luego de que las autoridades estatales y municipales le negaron la atención médica, el despacho de abogados del doctor en derecho Alfonso Nambo, a través del “gestor solidario” Luis Rogeiro González, interpuso un amparo ante la justicia federal para obligar a que se construya un hospital de salud mental en la capital.

Mediante el documento presentado ante el juez segundo de distrito de amparo civil y administrativo se resolvió el juicio de garantías 535/2015 a favor de Martínez Lara con el que buscan obligar a las autoridades estatales y municipales a construir un hospital psiquiátrico en Tepic.

El juez Alfredo Barrera determinó que hay argumentos suficientes para que se construya el hospital.

El documento en poder del despacho de abogados señala que el cumplimiento de la sentencia de amparo implica la obligación de las autoridades para considerar qué medida resulta más adecuada para brindar al quejoso un tratamiento médico apropiado a su padecimiento, ya sea mediante remodelación o adecuación de un hospital mental.

El doctor en derecho señaló que el amparo tiene su origen en el caso de Renato Martínez, quien deambulaba en la calle, por lo que se buscó salvaguardar su integridad física.

“La idea es emplear la situación de esta persona para que las autoridades sean obligadas a darle atención médica a todas las personas que están en las calles en esa situación. La ordenanza involucra al Congreso local, al ayuntamiento de Tepic y al gobierno estatal para que dentro de su presupuesto contemplen este proyecto”.

Las autoridades responsables tienen 10 días hábiles para interponer un recurso de revisión ante el juicio de amparo, “pero nada más se pospone, porque se tiene que cumplir la construcción del hospital de salud mental; lo tienen por obligación que presupuestar para este año”, señaló Nambo.

El argumento que se presentó a la justicia federal es que cualquier persona tiene el derecho de atención médica, “es decir, que los gobiernos tengan disponibilidad, calidad, accesibilidad, personal capacitado, cero políticas discriminatorias y sobre todo un terreno para construir el hospital”.

Según datos del Centro de Atención para Enfermos Mentales de Tepic, de enero de 2002 a la fecha han sido registrados en uno de los seis pequeños centros existentes en todo el estado 63 mil 805 pacientes con síntomas de ansiedad, demencia, depresión, esquizofrenia, bipolaridad y diversos trastornos mentales.

La falta de presupuesto, infraestructura y atención médica han arrojado a las calles buen número de personas con padecimientos mentales, que deambulan por los 20 municipios.

De acuerdo con informes de la Secretaría de Salud de Nayarit, es la única entidad en el país que no cuenta con un hospital de salud mental.

En el estado solo hay 11 psiquiatras, los cuales laboran en instituciones como el Seguro Social, la Secretaría de Salud y otro en una clínica particular.

Nayarit, con una población de un millón 200 mil habitantes, muestra graves contrastes en su desarrollo.

En la zona sur son evidentes las inversiones millonarias para la construcción de hoteles de gran turismo; en el norte se esparcen la pobreza y el desempleo y se incrementa el éxodo migratorio.

En tanto, en el centro, el municipio de Tepic, la capital, con medio millón de habitantes, se encuentra inmerso en diversos problemas, entre ellos la falta de un hospital para la atención de enfermos mentales.

SOLO CIMIENTOS

El Hospital Mental de Nayarit, que se proyectaba en el oriente de la capital, sobre 12 hectáreas de la colonia Rincón de San Juan, solo quedó en una promesa del gobernador panista Antonio Echevarría Domínguez en 1999.

La inversión inicial de 87 millones de pesos desapareció y no hay rastros ni pesquisas sobre los recursos.  En ese predio se encuentra hoy la zona habitacional Pedregal de San Juan.

En el gobierno de Ney González se construyó la Ciudad de la Salud con una inversión de 700 millones de pesos, un complejo hospitalario que cuenta con todos los servicios para la atención de los ciudadanos, desde salas de cirugías, hemodiálisis, personal capacitado y laboratorios.

Sin embargo, adolece de un programa de atención para enfermos mentales que deambulan por las calles del estado.

En el actual gobierno de Roberto Sandoval no se le dio seguimiento, se cancelaron presupuestos y proyectos.