Caen otros 3 implicados en atentado contra Pioquinto

Los detenidos, que pertenecen a la organización 'Los Rojos', aseguraron que el atentado contra el ex dirigente de la Canaco se dio porque éste realizaba acciones que afectaban sus intereses.
Iñaky Blanco Cabrera, procurador General de Justicia de Guerrero
Iñaky Blanco Cabrera, procurador General de Justicia de Guerrero (Rogelio Agustín )

Chilpancingo

La Procuraduría General de Justicia de Guerrero (PGJE) dio a conocer la detención de 14 integrantes del grupo delictivo conocido como Los Rojos, de estos, tres están relacionados con el atentado que sufrió el empresario Pioquinto Damián Huato, y dos permanecen prófugos.

La causa por la que se preparó y ejecutó el atentado contra el ex dirigente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), de acuerdo a la fiscalía guerrerense, es porque este realizaba acciones que afectaban los intereses del grupo delincuencial.

El empresario, junto con otros representantes de la sociedad capitalina promovía la incursión en Chilpancingo de la autodefensa de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), con la intención de disminuir el índice de secuestros en la ciudad.

Hasta el momento, la PGJE no cuenta con elementos que vinculen con el hecho al presidente municipal de Chilpancingo Mario Moreno Arcos, razón por la que no existe una petición de procedencia ante el Congreso local para despojarlo del fuero constitucional que lo inviste.

Del atentado

En el informe presentado por el fiscal Iñaky Blanco Cabrera, se establece que aproximadamente a las 19:51 horas del pasado 28 de enero, varios hombres armados agredieron a balazos al ex dirigente de la Canaco en la entrada sur de la ciudad, cuando regresaba de Ocotito acompañado de varios familiares.

Damián Huato iba a bordo de su camioneta Honda Pilot, color azul con placas del estado de Guerrero, lo acompañaban su hijo Valter Damián Bautista, la pareja sentimental de este Laura Rosas Brito, Karen Areli Salgado Ortega, la señora Virginia Rico Hernández, Crecenciano Neri González y Amando Román Alejo.

La PGJE consultó material de video, fotografías y testimonios que le permitieron establecer la intervención de cinco automotores en la agresión: una camioneta Toyota, tipo Tacoma de color rojo; una Dodge tipo Ram de color blanco, una camioneta Honda, tipo CRV de color gris y dos vehículos compactos de color rojo.

La ejecución del atentado fue captada por una cámara del C-4 a las 19:51 horas del 28 de enero. En el informe se detalla que uno de los vehículos compactos se colocó frente a la camioneta Honda Pilot azul para forzarla a disminuir la velocidad, la camioneta Toyota tipo Tacoma de color rojo se ubicó atrás, en el costado izquierdo.

Después de posicionarse la Tacoma persiguió a la Pilot y sus tripulantes accionaron varias armas de fuego, le dieron alcance por el costado izquierdo y se suscitó una fricción entre ambos vehículos en la parte delantera.

Mientras se suscitaba la agresión, el otro coche rojo y la camioneta Dodge blanca bloquearon el tránsito vehicular para facilitar la acción.

Hubo por lo menos tres descargas de armas largas, R-15 y Ak-47 en diferentes momentos, según los videos consultados por el personal de la PGJE.

La cámara del C-4 grabó la huida en el siguiente orden: Al frente la camioneta Tacoma roja seguida por la Ram color blanco, después los dos vehículos compactos color rojo y al final la Honda CRV color gris.

Los cinco vehículos circularon por el Boulevard Vicente Guerrero y salieron a la lateral, a la altura de la llantera Michelin, continuaron su trayecto y abandonaron dos vehículos en el lavado de autos "Guerrero", ubicado en el kilómetro 270.5 de la carretera federal Acapulco–Cuernavaca, en la colonia Universal de Chilpancingo.

De las detenciones

La tarde del 1 de febrero, en el auto lavado Guerrero la Policía Ministerial, respaldada por elementos del Ejército Mexicano realizó una inspección y ubicaron las camionetas Tacoma color rojo y la Dogge Ram color blanca.

La PGJE solicitó el arraigo a varios trabajadores porque incurrieron en contradicciones respecto a la forma y el momento en que las unidades llegaron al negocio.

En las camionetas encontraron fragmentos de los cristales de la unidad de Damián Huato, además de un cartucho percutido que correspondió a los detonados en el atentado.

La noche del 10 de febrero, el grupo antisecuestros de la Policía Ministerial realizó un operativo en la colonia Omiltemi, ubicada en el lado oriente de la ciudad.

Dicha operación fue respaldada por personal del Ejército Mexicano y de la Policía Federal (PF), que lograron la liberación de dos víctimas y la detención de once personas vinculadas con la banda de "Los Rojos".

Los detenidos de dicha célula son Manuel Ignacio Juárez Castañeda, "El Marracuis"; Herminio Roque Flores "El Botones", Alfredo Maurilio Rojas Morales, Juan Manuel Avalos Aguilar, Juan Daniel Adame Uriostegui, Alexander Ramírez Zaldívar, Tania Romero Flores, Josefina Morales Mónica, María Araceli Rojas Morales, Yuridiana Cardona estrada y Elián Anahí Cabrera Domínguez.

Dos declararon que pertenecían al grupo de "Los Últimos Rojos", sus líderes eran el ex policía ministerial Julio César Guzmán Camacho, mejor conocido como "El Guzmán" y Alejandro Herrera Estrada "El Chino".

Ellos ordenaban a que personas tenían que secuestrar y, añadieron en sus declaraciones, que ambos participaron en la agresión que sufrió Pioquinto Damián Huato.

Otro detenido indicó que el 28 de enero escuchó que ambos dirigentes de la célula planearon el atentado y que a la charla se incorporó Eder de Jesús Chávez López, alias "El Eder".

La causa por la que procederían contra el empresario, es que Damián Huato perjudicaba los intereses de la organización, que eran controlar los cobros de plaza y los secuestros en la región.

La mañana del 4 de febrero, elementos a Policía Federal informaron la detención de tres hombres que circulaban a bordo de un vehículo robado en el rumbo de Coyuca de Benítez, eran José Alberto Cuenca Maldonado y/o Alejandro Pimentel Cuenca, Francisco Maldonado Marino y/o Fernando Morales Sánchez "El Pancho" y Marco Aurelio Castillo Marino y/o José Estrada Brito "El Yeyo" y/o "El Nachito".

Ellos aceptaron ser parte de Los Rojos y que ejecutaron el atentado contra Pioquinto Damián.

Derivado de las investigaciones, la PGJE informó que ejerció la acción penal contra Contra Marco Aurelio Castillo Marino y/o José Estrada Brito (a) "El Yeyo" y/o "El Nachito"; Francisco Maldonado Marino y/o Fernando Morales Sánchez "El Pancho"; José Alberto Cuenca Maldonado y/o Alejandro Pimentel Cuenca, Julio César Guzmán Camacho "El Guzmán" como responsables de la agresión contra Damián Huato.

Por el delito de secuestro, pero ligados al grupo se inició proceso a Manuel Ignacio Juárez Castañeda "El Marracuis", Herminio Roque Flores "El Botones", Alfredo Maurilio Rojas Morales, Juan Manuel Avalos Aguilar, Tania Romero Flores, Josefina Morales Mónica, María Araceli Rojas Morales, Yuridiana Cardona Estrada, Julio César Guzmán Camacho y Alejandro Herrera Estrada.

Eder de Jesús Chávez López y Alejandro Herrrera Estrada permanecen en calidad de prófugos.

Los tres detenidos por el caso de Pioquinto fueron puestos a disposició de la SEIDO y están presos en el penal federal del Altiplano.