Gobierno de Guerrero se deslinda de desalojo en Poder Judicial

El secretario general de Gobierno, David Cienfuegos Salgado, precisó que la intervención de la Policía Estatal fue para garantizar el acceso a la ciudadanía a los juzgados.
Los policías se apostaron a la entrada del TSJ en Acapulco.
Los policías se apostaron a la entrada del TSJ en Acapulco. (Javier Trujillo)

Acapulco

El secretario general de gobierno, David Cienfuegos Salgado, dijo que la intervención de la Policía Estatal fue para garantizar el acceso a la ciudadanía a los juzgados y negó que se haya tratado de un desalojo.

Aclaró que la intervención de la Policía Estatal Antimotines fue a petición de la presidenta magistrada del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Lambertina Galeana Marín y personal del poder judicial.

En conferencia de prensa, el funcionario del gobierno estatal y responsable de la política interna en Guerrero negó que los hechos ocurridos esta madrugada en las instalaciones judiciales en el estado se haya desalojado a trabajadores que estaban en paro de labores desde hace 28 días.

"Es un comunicado que tiene por objeto desmentir que se haya tratado de un desalojo, en un principio la solicitud del Tribunal Superior de Justicia a través de su presidenta (Lambertina Galeana Marín), fue solamente para garantizar el acceso a las instalaciones a la luz de un paro de más de tres semanas.

"Este paro se ha caracterizado por el bloqueo al acceso a las instalaciones judiciales, lo que puede estar generando algunos problemas en la resolución de los conflictos y asuntos que existen en los tribunales y juzgados del estado, por eso la medida que se tomó, a petición del Tribunal Superior de Justicia, es por ello que elementos de la Policía Estatal accedieron por entradas alternas", aclaró.

Cienfuegos Salgado confirmó que existen seis denuncias penales por diferentes hechos ante la Fiscalía General del Estado contra manifestantes del Poder Judicial y señaló que será esa instancia la que determine los delitos en que se haya incurrido durante el paro de labores.