Oaxaca solicita declaratoria de emergencia por tormenta invernal

La Coordinación de Protección Civil de Oaxaca declaró la fase tres en la contingencia ambiental por los dos frentes fríos que afectan el estado.

Oaxaca

La Coordinación de Protección Civil de Oaxaca declaró la fase tres en la contingencia ambiental por la tormenta invernal y el frente frío.

El vocero del organismo Roberto Álvarez, informó que solicitó a la Secretaría de Gobernación la declaratoria de emergencia para 44 municipios de la Sierra Norte, la Cañada, la Mixteca que han sido afectados por el desbordamiento de dos arroyos, hay daños en viviendas y edificios públicos causados por las fuertes tormentas y ráfagas de viento y están dañado el sistema de energía eléctrica.

El Instituto Estatal de Educación Pública ordenó suspender parcialmente las actividades en las escuelas del sistema de educación básica ubicadas en las zonas de riesgo.

El director del IEEPO, Moisés Robles, dijo con la medida se busca privilegiar la seguridad e integridad física de escolares y docentes, incluso de los padres de familia, debido a los las condiciones climáticas que afectan el territorio estatal.

Destacó que en coordinación con las autoridades estatales y municipales de Protección Civil, el IEEPO vigila y atiende los probables daños que se deriven en instituciones educativas por las condiciones del clima.

También dijo se hace una valoración del estado físico de los planteles donde hay daños estructurales por la caída de techos y ruptura de ventanales.

Además de que hay reporte de escuelas inundadas por el desbordamiento de ríos en los municipios de mayor afectación como son Tlaxiaco, Santiago Juxtlahuaca y Huautla de Jiménez.

Así también se suspendieron clases, de manera aislada, en las escuelas que tienen árboles grandes, donde existen construcciones de techados de plazas cívicas, como prevención a que los fuertes vientos pudiera tirarlos, como puede ser en los municipios de Oaxaca de Juárez y Santa Cruz Xoxocotlán, en los Valles Centrales, donde se reporto la caída de espectaculares y postes de energía eléctrica.