IMSS otorga prórrogas a empresarios de Oaxaca

El delegado del IMSS en Oaxaca, Juan Díaz Pimentel, aclaró que no se autorizarán condonaciones ni se perdonarán obligaciones fiscales para no violentar la ley.
Los empresarios anunciaron que mañana no darán servicio.
Los empresarios anunciaron que mañana no darán servicio. (Óscar Rodríguez)

Oaxaca

El Instituto Mexicano del Seguro Social anunció que hará valer prórrogas de pago a los empresarios de la zona del centro histórico de Oaxaca que han sido afectados por los 230 días de protestas de la sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, adheridos a la CNTE y que se abrirá una tregua jurídica para no aplicar embargos a las empresas en deuda.

El delegado del IMSS, Juan Díaz Pimentel, aclaró que no se autorizarán condonaciones ni se perdonarán obligaciones fiscales, porque no se violentará la ley, "si vamos ayudar a los empresarios que han salido afectados por este conflicto vamos hacerlo respetando la ley".

Aceptó que recientemente los empresarios del centro histórico buscaron un encuentro con el IMSS para buscar una condonación de sus deudas a sus cuotas obreros patronales, a lo que se les explicó que la institución está limitada a ceder tal solicitud, porque debe existir respeto y cumplimiento a la ley.

"Nosotros no tenemos posibilidades de ejercer condonaciones de pago, pero lo que si está en el marco de las posibilidades del IMSS es atender caso por caso, empresa por empresa y suscribir convenio de pago en facilidades es decir otorgar plazos de cumplimiento del pago de las cuotas obreros patronales de seis a doce meses como máximo".

Dijo que al valer estos convenios el IMSS no haría valer ni multas ni recargos, tampoco valdría ningún procedimiento judicial; es decir, se detendría hasta los procesos de embargos por deudas federales en los juzgados.

Aseguró que son al menos unas 200 las empresas del ramo turismo, servicio y de la industria las que se beneficiarían con el acuerdo.

Díaz Pimientel dijo que hay una preocupación en el gobierno federal por la situación que impera en Oaxaca, y por ello se está buscando agotar en cada situación y problemática el diálogo y no mano dura ni confrontación.

El delegado del IMSS en Oaxaca aceptó que en los últimos 10 meses no se ha elevado el número de despedidos en las empresas derivado del conflicto político y social generado por la CNTE, aunque si se generó un problema de liquidez.