Marcharán indígenas de Santa María del Mar, Oaxaca al DF

Los lugareños exigen solución a conflicto agrario. Denuncian incomunicación de pobladores de su comunidad desde más de cuatro años, pues sus rivales cerraron con candados todos los caminos.
Indígenas de huave de Santa María del Mar denuncian que en los límites su comunidad y San Mateo del Mar hay presencia de hombres armados vinculadas con el crimen organizado.
Indígenas de huave de Santa María del Mar denuncian que en los límites su comunidad y San Mateo del Mar hay presencia de hombres armados vinculadas con el crimen organizado. (Óscar Rodríguez)

Oaxaca

Indígenas de la comunidad huave de Santa María del Mar, lidereados por ex diputado Flavio Sosa, ex líder de la desaparecida Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO) se manifestaron en esta ciudad para anunciar el inicio de un éxodo al Distrito Federal para exigir a la federación su intervención para solucionar el conflicto agrario que mantienen con San Mateo del Mar por la disputa de tres mil 700 hectáreas, que han generado disputadas violenta.

Incluso, denunciaron que unos mil 200 lugareños de Santa María del Mar se encuentran incomunicados y atrapados desde hace cuatro años y 10 meses a consecuencia de un conflicto agrario donde sus rivales les han cerrado con cadenas todos los caminos, obligándolos a cruzar atravesando el Océano en lanchas y balsas.

Denuncian que en los límites de Santa María y San Mateo del Mar, hay presencia de gavillas de hombres armados vinculadas con el crimen organizado que cometen asaltos e invaden zonas de conflicto agrario.

Evidenciaron que han presentado varias quejas lo mismo ante la Defensoría de los Derechos Humanos de los Pueblos de Oaxaca (DDHPO) que ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) para denunciar la privación ilegal de la libertad de que es objeto la comarca.

Flavio Sosa exige la intervención del Ejército y de la Policía Federal, para despejar el cerco, y urgió a la instalación de una base de operaciones en la zona.

Las autoridades del lugar con la representación de su abogado Efraín Solano Linares exponen el incremento de la inseguridad en su demarcación y destacó que desde noviembre del 2009 los secuestros, torturas y muerte de habitantes de esa zona se han presentando, sin que las autoridad estatales hayan mediado para evitar mayor confrontación.

No obstante, refirieron que existe una minuta firmada con fecha de 12 de diciembre de 2011, que ha sido ignorada por funcionarios estatales.

Refieren que el conflicto es de origen agrario por la posesión de mil hectáreas de cultivo que tiene invadido San Mateo del Mar y que pertenecen a Santa María del Mar, que defienden sus tierras con una resolución presidencial ejecutada en 1984 y que fue ratificada por el Tribunal Unitario Agrario (TUA).

Denunciaron también la intromisión de empresas eólicas extranjeras dentro de la confusión del conflicto porque han pagado millones de pesos por la renta de las tierras de los ejidatarios y por la posesión de espacios sagrados.

Los habitantes de San Mateo del Mar determinaron que de ser necesario, tomaran las armas para defender su territorio de las empresas eólicas que pretenden impulsar sin consulta previa, un parque en una zona considerada sagrada- ceremonial.

Los huaves exigieron a las autoridades de los tres niveles resolver el conflicto agrario que mantienen con la comunidad de Santa María del Mar, agencia de Juchitán, y que se localiza en la misma franja de tierra que da al Golfo de Tehuantepec, ya que éstos tienen un contrato de arrendamiento con la empresa Preneal (Promotoras de Energías Alternas) para la instalación de un parque eólico en tierras que supuestamente les pertenece.

Los huaves de San Mateo del Mar argumentaron que les corresponde el espacio sagrado invadido por sus hermanos huaves de Santa María del Mar.