• Regístrate
Estás leyendo: Clausuran Fraccionamiento Papagayo construido por la Sedatu
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 01:31 Hoy

Clausuran Fraccionamiento Papagayo construido por la Sedatu

El delegado de la dependencia en Guerrero, José Manuel Armenta, reiteró que las viviendas se deben reubicar por la ausencia del Manifiesto de Impacto Ambiental y por las deficiencias halladas en las viviendas.



<

Publicidad
Publicidad

Rogelio Agustín

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), clausuró el Fraccionamiento Papagayo construido por la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (Sedatu) en el municipio de Juan R. Escudero, con el argumento de que en su planeación no se incluyó el Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA).

José Manuel Armenta Tello, delegado en Guerrero de la Sedatu, manifestó que en la clausura también intervino el rechazo que generaron las deficiencias encontradas en las casas, que estaban destinadas para damnificados por las precipitaciones del huracán 'Ingrid' y la tormenta tropical 'Manuel'.

El funcionario explicó que se trata de un procedimiento normal de Profepa, aunque hay quienes cuestionan el por qué se clausuró hasta este momento.

Explicó: "Sumado al desarrollo de nosotros está la ausencia de una Manifestación de Impacto Ambiental, por eso es que se tomó la ruta de la clausura".

El 21 de marzo, durante una visita a la comunidad de Papagayo, varias familias afectadas por las lluvias atípicas de septiembre del 2013, manifestaron abiertamente que no habitarían las viviendas que les construyó la dependencia federal, como parte del programa Nuevo Guerrero.

Los inconformes señalaron que se trata de casas de muy mala calidad, al haber sido construidas con el sistema palafito, lo que las hace inestables e inseguras, "pues solo con el ingreso de una persona la vivienda se mueve".

La Profepa determinó clausurar el fraccionamiento, que consta de 34 viviendas, que a dos años y seis meses de la contingencia no están ocupadas por los beneficiarios, que se niegan a recibirlas.

El delegado Armenta Tello destacó que la Profepa reconoce las acciones emprendidas por la Sedatu, que van en el sentido de verificar que el desarrollo de los fraccionamientos de vivienda para familias damnificadas por diversos fenómenos naturales, particularmente los de 'Manuel' e 'Ingrid' en Guerrero, se realicen con apego a las normas de calidad, además de que no perjudiquen el medio ambiente.

Con base a lo confirmado este martes, dijo que se continuará revisando el resto de los fraccionamientos en los que se sospeche que hay irregularidades, mientras que en el caso del Papagayo, la Sedatu tendrá que resarcir los daños por el impacto ambiental que se haya provocado.

Indicó; "Habrá que reforestar si hubo deforestación, proteger flora y fauna principalmente, aunque son varias las acciones que deben adoptarse para atender esta situación".

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.