• Regístrate
Estás leyendo: Clausura Profepa desarrollos hoteleros en Tulum por daños ambientales
Comparte esta noticia
Jueves , 21.06.2018 / 07:26 Hoy

Clausura Profepa desarrollos hoteleros en Tulum por daños ambientales

La dependencia indicó que las afectaciones son irreversibles, por lo que las sanciones a los responsables irán hasta 50 mil salarios mínimos, además de obligar a medidas de mitigación y restauración.

Publicidad
Publicidad

Fernando Meraz

.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró en Tulum, por graves e irreversibles violaciones a la normatividad ambiental y forestal el hotel "Villas Akumal", y el asentamiento llamado Lote 28, de Tulsayab, así como la plaza Ukana, informó aquí la delegación local de la dependencia.

Durante una serie de operativos de inspección realizados del 9 al 11 de mayo, inspectores de Profepa verificaron que las instalaciones de Villas Akumal carecen de autorizaciones oficiales expedidas por la secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) para establecerse, operar y descargar sustancias contaminantes en zonas de manglar.

En respuesta denuncias publicadas en medios de comunicación y redes sociales, elementos de la oficina regional de Profepa en Tulum, iniciaron inspecciones al hotel Sueños, para determinar las afectaciones por verter aguas residuales en la playa de Tulum.

Por esta acción que implica seria afectación al ecosistema marino, así como a la duna y matorral costero, durante largo tiempo como evidencia un ducto de material especial que vertía aguas residuales directamente al mar, en una proporción que se valora para determinar el grado de afectación ecológica.

En forma similar Profepa emprendió acciones por la construcción de Plaza Ukana, que ordenaron excavar para colocar cimentaciones y construir un muro perimetral en la duna costera, también tipificado como delito grave.

Esto es parte de una serie de casi 120 acciones que en materia de inspección y regularización tiene comprometidas la nueva oficina regional de Profepa en la bahía de Akumal, en Tulum.

El Hotel Villas Akumal, tiene 26 unidades residenciales de dos plantas cada una con baños, terrazas, balcones y andadores, albercas, oficinas y 10 registros de aguas residuales, con cuatro mil 472 metros cuadrados, sin autorización de impacto ambiental por lo que fue clausurado.

El Lote 28 de la zona de Tulsayab es una obra en proceso de construcción que para su establecimiento removió mil 462 metros cuadrados de manglares, para construir cisternas, bodegas, dormitorios, y bardas sin autorización de cambio de uso de suelo en terrenos forestales por lo que también fue clausurado.

Inspectores regionales de Profepa en Tulum constataron que ambos desarrollos afectaron los ecosistemas de Manglar, caracterizado por Mangle rojo (Rizophora mangle), Mangle Blanco (Laguncularia racemosa) y Palma Chit (Trhinax radiata) enlistadas como especies amenazadas, en la Norma Oficial Mexicana 059-Semarnat-2010 y cuya recuperación es importante por los servicios ambientales que aportan.

El manglar dañado por los impactos ambientales afecta significativamente procesos naturales que moldean la región, alteran el equilibrio de ecosistemas y se suman con eventos erosivos, contaminando manglares de alta sensibilidad que cobijan una gran diversidad de plantas y animales silvestres.

Profepa señaló que los responsables de estas afectaciones serán sancionados hasta con 50 mil salarios mínimos, de acuerdo con las leyes de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente y de Desarrollo Forestal Sustentable, además de obligar a medidas de mitigación y restauración.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.