Campesinos piden justicia para el caso Iguala

Los dirigentes de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala consideraron que ya no es tiempo de cacería de brujas sino de resultados.

Ciudad de México

La Coordinadora Nacional Plan de Ayala hizo un llamado a los partidos políticos y al Gobierno Federal para garantizar la paz en el caso Iguala, Guerrero, ante la "feria de acusaciones" entre políticos y funcionarios sobre los nexos con el ex alcalde José Luis Abarca.

Los dirigentes de la organización, Miguel Acundo, Héctor Yescas y José Fernando López, consideraron que ya no es momento de "cacería de brujas", es tiempo de resultados, de "limpiar la casa de tanta basura", de transparentar y generar confianza ciudadana de que habrá castigo para los responsables de la desaparición de estudiantes normalistas así como de la existencia de decenas de fosas clandestinas en Guerrero.

En conferencia de prensa, también anunciaron su participación en el Encuentro Nacional de Productores de Granos Básicos a celebrarse el próximo 5 de noviembre y se pronunciaron por precios justos para este sector productor de maíz, sorgo, trigo y frijol.

Recordaron que ante la caída de precios internacionales de granos básicos, el aumento de 8 por ciento en los costos de producción, el Gobierno Federal debe establecer un programa que regule los precios del productor de por lo menos 13.63 el kilo de fríjol.

Lo mismo debe suceder para el precio-objetivo del maíz, trigo y sorgo por lo que al anunciar la celebración del Congreso de la CNPA para los días 4 y 5 de noviembre, también detallaron que se sumarán a la movilización campesina para el 10 de noviembre en el Distrito Federal y apoyarán en marchas estudiantiles de normalistas de Ayotzinapa.

En materia de granos, reiteraron que de nada sirve que el organismo dependiente de la Secretaría de Agricultura: Apoyos y Servicios a la Comercialización Agropecuaria (ASERCA), opere un presupuesto millonario, si lo destina para apoyar a grandes agricultores de Sinaloa, Sonora y Tamaulipas así como a acaparadores como las empresas mencionadas por lo que es urgente poner límites a los subsidios que se otorgan a los grandes productores.